Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor



Descargar 40.42 Kb.
Fecha de conversión03.11.2019
Tamaño40.42 Kb.

Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. Pocos poetas tan generosos y luminosos como el muchachón de Orihuela cuya estatua se levantará algún día entre los azahares de su dormida tierra.

PABLO NERUDA.

Para la libertad, mis ojos y mis manos,


como un árbol carnal, generoso y cautivo,
doy a los cirujanos.

Para la libertad siento más corazones


que arenas en mi pecho: dan espumas mis venas,
y entro en los hospitales, y entro en los algodones
como en las azucenas.

Para la libertad me desprendo a balazos


de los que han revolcado su estatua por el lodo.
Y me desprendo a golpes de mis pies, de mis brazos,
de mi casa, de todo.

Porque donde unas cuencas vacías amanezcan,


ella pondrá dos piedras de futura mirada
y hará que nuevos brazos y nuevas piernas crezcan
en la carne talada.

Retoñarán aladas de savia sin otoño


reliquias de mi cuerpo que pierdo en cada herida.
Porque soy como el árbol talado, que retoño:
porque aún tengo la vida.

EL 28 DE MARZO DE 2010 SE CONMEMORA EL 68 ANIVERSARIO DE LA MUERTE EN ALICANTE DEL POETA MIGUEL HERNANDEZ.


EL 30 DE OCTUBRE DE 100 ANIVERSARIO DEL NACIMIENTO EN ORIHUELA, CENTENARIO QUE SE CELEBRA TODO EL 2010


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©odont.info 2019
enviar mensaje

    Página principal