Área de Presidencia


- Moción del Grupo Podemos para racionalizar el uso de las subvenciones nominativas



Descargar 3.65 Mb.
Página77/85
Fecha de conversión05.02.2020
Tamaño3.65 Mb.
1   ...   73   74   75   76   77   78   79   80   ...   85
25.- Moción del Grupo Podemos para racionalizar el uso de las subvenciones nominativas.

Vista moción que presenta el Grupo Podemos para racionalizar el uso de las subvenciones nominativas, del siguiente contenido literal:

“Las subvenciones nominativas se encuentran reguladas en la Ley 38/2003 General de Subvenciones (LGS), concretamente su artículo 22 establece que el procedimiento ordinario de la concesión de subvenciones es el de régimen de concurrencia competitiva, por el cual la concesión de las mismas se realiza mediante el examen y comparación de las solicitudes presentadas, a fin de establecer un orden de prioridad de acuerdo con los criterios de valoración previamente fijados en la bases reguladoras y en la convocatoria. Asimismo, dicho artículo prevé excepciones a la regla de la concurrencia competitiva, siendo una la concesión de subvenciones nominativas.

El Reglamento que desarrolla la LGS, en su artículo 10. “Principios directores”, dispone que:

Los Planes Estratégicos se configuran como un instrumento de planificación de las políticas públicas que tengan por objeto el fomento de una actividad de utilidad pública o interés social o de promoción de una finalidad pública”.

Estos planes guardarán la coherencia necesaria para garantizar la máxima efectividad de la acción pública que se desarrolle a través de subvenciones y actuaciones de los diferentes Servicios de la Administración, y deberán ajustarse, en todo caso, a las restricciones que en orden al cumplimiento de los objetivos de política económica y de estabilidad presupuestaria se determinen para cada ejercicio.

El Principio básico que rige la LGS es el de transparencia. Recogiendo este imperativo legal, la Ordenanza General de Subvenciones del Cabildo de Tenerife que, aprobada en sesión plenaria del 23 de diciembre de 2004, establece en su Artículo 4:

Principios generales. El Cabildo Insular de Tenerife deberá concretar al final de cada ejercicio presupuestario un plan estratégico de subvenciones con los objetivos y efectos que se pretendan con su aplicación, el plazo necesario para su consecución, los costes previsibles y sus fuentes de financiación, supeditándose en todo caso al cumplimiento de los objetivos de estabilidad presupuestaria.



La gestión de las subvenciones a que se refiere esta Ordenanza se realizará de acuerdo con los siguientes principios:

a) Publicidad, transparencia, concurrencia, objetividad, igualdad y no discriminación.

b) Eficacia en el cumplimiento de los objetivos fijados por la Administración otorgante.

c) Eficiencia en la asignación y utilización de los recursos públicos.

Es una realidad que tanto la LGS, su reglamento de aplicación y las ordenanzas, abren la puerta a una necesaria flexibilidad en la concesión de subvenciones, pero el Cabildo de Tenerife lo lleva al extremo ya que deja de lado los principios de igualdad y concurrencia, designando directamente en su lugar a beneficiarios concretos de las ayudas públicas y convirtiéndose esto en un uso abusivo de las subvenciones nominativas.

Desde el grupo Podemos recordamos que los principios generales para la concesión de subvenciones, regulados en el artículo 9 de la LGS, se encuentra los mencionados de publicidad, transparencia, concurrencia, objetividad, la igualdad y la no discriminación, y que sólo razones excepcionales de interés público que deben acreditase expresamente pueden justificar su excepción, y si bien la excepcionalidad de las subvenciones nominativas se prevé por la norma, habrían de motivarse por la singularidad del proyecto, el interés público que subyace en tal actividad y la idoneidad de la entidad beneficiaria. Todo esto lo incumple el Cabildo de Tenerife.

Hay que acabar con estas vías de agua y sellarlas definitivamente, por las que el dinero público puede escaparse y terminar subvencionando, no actividades de interés público y social mediante procedimientos transparentes de concurrencia competitiva o directa, sino a personas o instituciones concretas a través de mecanismos mucho más opacos como los suscritos al amparo de las excepciones prevista en la actual LGS.

Debe acometerse una reforma de la ley de subvenciones que con carácter general delimite exhaustivamente las subvenciones nominativas, incremente la transparencia en su otorgamiento, ejecución y evaluación de su impacto, y defina criterios homogéneos para su concesión.

La finalidad de la transparencia en las subvenciones es la de reforzar a la sociedad civil. Con esta opacidad el Cabildo de Tenerife debilita a la sociedad civil y, por tanto, debilita a aquellos colectivos que les molestan. Muchas de estas subvenciones nominativas van dirigidas a entidades que suplen con su acción las deficiencias y los recortes de la Administración en campos como la lucha contra la pobreza, la exclusión, la inserción, la cooperación, el patrimonio, el medioambiente, los derechos laborales, etc. Lo público no son sólo los servicios propios de la Administración, sino también las entidades de iniciativa social. La política en materia de subvenciones nominativas de esta Corporación demuestra que al grupo de gobierno le molestan los contrapoderes, la sociedad organizada, las movilizaciones, las huelgas, etc. y se siente más cómodo con la sociedad clientelar, complaciente y dependiente que durante 30 años han construido.

Se debe incrementar la transparencia y, sobre todo, la evaluación y el impacto de las subvenciones porque eso sí es de interés de la ciudadanía. Se debe publicar en la página web para que se pueda ver a dónde van a parar las subvenciones directas y nominativas.

Un Plan Estratégico de subvenciones no debe sustituir la acción de los servicios públicos sino, bajo la realidad existente, permitir a las administraciones más cercanas a la ciudadanía y a las organizaciones sociales invertir en acciones y proyectos que, de no contar con la colaboración económica del Cabildo de Tenerife, no podrían realizarse. Son necesarias las subvenciones nominativas dirigidas a fundaciones, entidades sin ánimo de lucro y otras organizaciones que, desde su experiencia y el conocimiento específico de la realidad, dan cabida a arraigados proyectos sociales a lo largo de nuestro territorio.

El importante volumen de recursos públicos destinado a esta actividad, que es de 15.555.211 € (según el proyecto de presupuestos del Cabildo de Tenerife para 2017), exige que la transparencia en la gestión y el rigor en la rendición de cuentas deba ser particularmente estricto en los difíciles tiempos que corren.

Desde el ejercicio 2014 al actual, el Cabildo ha multiplicado por 7 las subvenciones nominativas. Hay que hacer un trabajo detectivesco para encontrar las subvenciones a dedo que ha otorgado la Corporación insular, ya que el plan general de subvenciones colgado en su página web no lo recoge, cuestión que atenta contra el marco normativo de aplicación. El Cabildo vende transparencia y no lo es.

Año tras año la Intervención del Cabildo señala aspectos de mucha relevancia que deben corregirse en materia de subvenciones nominativas, aspectos que no sólo no se corrigen, sino que se incrementa cada año al subir las partidas destinadas a tal fin.

¿Qué sentido tiene en las 140 subvenciones nominativas previstas para el ejercicio 2017 primar a organizaciones empresariales con 701.700,00 € frente a 29.000 € que se aporta a organizaciones sindicales?, ¿no hay una discriminación evidente?

¿Dónde está la finalidad pública de inyectar al Club Deportivo Tenerife una partida de 1.250.000 € frente a los 873.555 € que reciben entre Cáritas y Cruz Roja?

¿Qué hay detrás de que el Cabildo de Tenerife triplique lo destinado a subvenciones nominativas respecto al Cabildo de Gran Canaria?

¿Se están utilizando estas líneas de subvenciones para tapar la mala gestión en sociedades dependientes de la Corporación (Matadero Insular de Tenerife, SA, por 1.425.000,00 €)?

¿Cómo puede ser que una empresa dependiente del Gobierno de Canarias (Gesplan) reciba 2.219.140,00€ ?

¿Dónde está aquí la planificación de políticas públicas que tengan por objeto el fomento de una actividad de utilidad pública o interés social o de promoción de una finalidad pública (artículo 10 Reglamento Ley de Subvenciones)?

Por todas las razones expuestas, se propone al Pleno del Cabildo Insular de Tenerife que adopte los siguientes acuerdos:



  1. Modificar la ordenanza General de Subvenciones del Cabildo de Tenerife en la línea de condicionar la excepcionalidad de las subvenciones nominativas explicitando que para cada una habrá de motivarse la singularidad del proyecto, el interés público que subyace en tal actividad y la idoneidad de la entidad beneficiaria para desarrollar tal fin.

  2. Establecer un equilibrio en la dotación que se establezca para las organizaciones empresariales y sindicales en lo referente a las subvenciones nominativas.
  3. Establecer en el Plan Estratégico de Subvenciones del Cabildo de Tenerife las concedidas de forma directa o nominativa, con los requisitos legales que lo estipulan.

  4. Asumir de forma inequívoca que la transparencia es una exigencia de la ciudadanía en su relación con las Administraciones Públicas y con las personas que la representan: por ello todas las informaciones y datos del proceso desde la concesión de las subvenciones, incluidos los importes, entidades beneficiarias y objetivos, hasta la posterior evaluación, se publicarán en la página web del Cabildo.

  5. Instar al Congreso de los Diputados a acometer una reforma de la Ley de subvenciones que, con carácter general, delimite exhaustivamente las subvenciones nominativas, incremente la transparencia en su otorgamiento, ejecución y evaluación de su impacto, y defina criterios homogéneos para su concesión.”


Tras el oportuno debate que tuvo lugar y que consta íntegramente en el Diario de Sesiones del Pleno previsto en el artículo 68.3 del Reglamento Orgánico de esta Corporación, celebrada asimismo la correspondiente votación, el Pleno acuerda rechazar la moción, por 5 votos a favor de los Consejeros del Grupo proponente, 15 votos en contra de los Consejeros presentes de los Grupos Coalición Canaria (9) y Socialista (6), y 5 abstenciones de los Consejeros presentes del Grupo Popular.




Compartir con tus amigos:
1   ...   73   74   75   76   77   78   79   80   ...   85


La base de datos está protegida por derechos de autor ©odont.info 2019
enviar mensaje

    Página principal