Preguntas Frecuentes (04/2011) Encuentros de Libertad (Freedom Encounters) Ken y Sylvia Thornberg



Descargar 148.66 Kb.
Fecha de conversión16.03.2019
Tamaño148.66 Kb.


Preguntas Frecuentes (04/2011)

Encuentros de Libertad (Freedom Encounters)

Ken y Sylvia Thornberg
Cuando esté analizando nuestras respuestas a las siguientes preguntas, que son las más frecuentes, por favor ore y pídale al Espíritu Santo que le revele Su Verdad. ¡Muchos cristianos desean ser fieles a la verdad! ¡Ciertamente nosotros también! En el temor a Dios, tememos divulgar información que pudiera llevar al engaño. Sin embargo, hemos encontrado que en el reino sobrenatural de la maldad, el engaño es frecuente. Muchas veces sin quererlo, muchos de nosotros hemos sido confundidos por los engaños en algunas circunstancias de nuestra vida. Todos tenemos que arrepentirnos y cambiar nuestra forma de pensar, nuestras creencias y perspectivas. Ciertamente, ¡muchas veces esto será una gran lección de humildad!
Al revisar la siguiente información, le pedimos con todo respeto que ponga en juicio a sus propios paradigmas y creencias, hágase estás simples preguntas como una guía para valorar cualquier ministerio o creencia:


  1. ¿Es esto anti-bíblico? ¿Esto contradice la Palabra de Dios o violenta los Principios Bíblicos? Ya que no todo está escrito en el logos de tapa a tapa en la Biblia, debemos estar abiertos al rema de la palabra para aumentar nuestro entendimiento.




  1. ¿Es el Señor Jesucristo quien recibe la gloria, o es el hombre?




  1. ¿Habrá fruto del Señor que se resulte de la obra?




  1. ¿Este ministerio trata a las personas con misericordia y amor?

El autor y Director de World Prayer Center (Centro de Oración Mundial), Peter Wagner, ha mencionado algunos puntos más que vale la pena añadir a esta lista:




  1. ¿Está conforme a la voluntad revelada de Dios?




  1. ¿Bendice a los que pasan por esta obra o proceso (liberación/sanidad)?




  1. ¿Esto avanzará el Reino de Dios de una manera medible?




  1. ¿Es esto confirmado al menos por 2 o 3 testigos creíbles? Y, ¿el resultado de este ministerio ha estado de acuerdo con colegas responsables y de igual pensar?

Por supuesto, que muchos de ustedes que leen este documento por primera vez, no saben del crecimiento y aceptación de este modelo de liberación que enseñamos y entrenamos, pero sí podemos asegurarles que cuando una persona recibe liberación de sus ataduras, el #7, es tangible.




Ahora, a nuestras preguntas:
1. ¿Cómo puede un cristiano tener un demonio y estar poseído demoníacamente? Cuando una persona acepta a Cristo, el Espíritu Santo entra, entonces ¿cómo pueden el Espíritu Santo y un demonio habitar un mismo cuerpo? Cualquier demonio presente debe irse cuando uno acepta a Cristo, ¿verdad?
Esta pregunta es muy válida, y es la primera que la mayoría de las personas hacen. La realidad es, que el contenido de esta pregunta (o su objeción), se basa frecuentemente en la tradición religiosa, en vez de en la Palabra de Dios. Además existe una falta de comprensión sobre este tema.
El termino Griego para “tener un demonio” es daimonizamai, o “uno que es demonizado”. En este estricto sentido, la palabra daimonizamai, significa que uno o más demonios pueden habitar en el cuerpo o carne de una persona, no en su espíritu. Cuando uno acepta a Cristo, la Biblia nos enseña que la persona nace de nuevo y se convierte en una posesión de Dios para la eternidad. Pero ¿qué es lo que va a estar con Dios en la eternidad? ¿Será nuestro cuerpo natural? No – ¡Es nuestra persona espiritual! Una persona que no cree que nuestro Señor Jesucristo es el Hijo de Dios se clasifica como poseído por demonios. Por eso usamos el término bíblicamente correcto “endemoniado”, cuando encontramos demonios cohabitando en el cuerpo de un creyente del Señor Jesucristo.
Examinemos una frase del libro “Lo que los demonios pueden hacer a los Santos”, pag. 60, del Profesor Dr. Merrill Unger, que dice, “La creencia de que el Espíritu Santo no puede cohabitar en el mismo cuerpo con un espíritu maligno, pasa por alto una observación teológica importante. Puede tener el mismo valor o peso preguntar entonces cómo puede el Espíritu Santo cohabitar en nuestros cuerpos, cuando todavía seguimos poseídos de nuestra vieja naturaleza y por lo tanto sujetos al pecado. Y a pesar de esto, El habita…¨ Por favor revisen las siguientes escrituras. Aquí se señala a algunos creyentes, tanto en el Viejo como Nuevo Testamento estando endemoniados: 2 Cor. 11:3-4; 1 Cor. 5:1-13; 2 Cor. 2:5-11; 1 Sam. 16:14, 18:10-11, y 19:9-10; Lc. 13:10-17; Hch 5:1-3; 2 Cor. 12:7-8. Hay algunos versículos más, pero esto es un buen inicio.
Cuando las personas reciben a Cristo, normalmente lo aceptan como su Salvador. Aunque la mayoría lo llaman “Señor”, es muy probable que no piensen mucho en lo que el Señorío de Cristo significa, porque muy pocas personas lo comprenden plenamente al inicio de su caminar. Con el tiempo, aprenden lo que significa el Señor Jesús, cuando son expuestos a las tribulaciones de la vida en este mundo. Solamente ahí es cuando dan el paso en su corazón. Esto explica porqué todos los demonios no abandonan mágicamente nuestros cuerpos en el momento de la salvación. Como Satanás y los demonios habitan la oscuridad, cualquier demonio que esté involucrado en áreas que no se han entregado aún de nuestras vidas, todavía tienen el derecho de permanecer allí hasta que sean echados fuera por la autoridad de Cristo.
El tema de cómo los demonios entran en una persona, es algo extenso. Hemos encontrado que muchos entran en el momento de la concepción a través de nuestra línea sanguínea, porque los padres no sabían que había demonios por echar. La transferencia generacional de problemas, no se detuvo en el nacimiento, obviamente, por lo tanto esos demonios deben ser retirados como ¨precaristas¨ más tarde en la vida. La Biblia nos habla de los pecados de nuestros padres que serán pasados a futuras generaciones, y nosotros enseñamos sobre esto. Señalamos cómo estos pecados dieron derechos legales a los demonios, alcanzando hasta cuatro generaciones, si no han sido detenidos aplicando la Sangre de Jesucristo.
La presencia del pecado en nuestras vidas (estar envuelto en lo oculto, pecado sexual, drogas, alcohol, malas actitudes, y muchas otras áreas) abre las oportunidades para la invasión demoníaca. El enemigo siempre está buscando cómo cohabitar y controlar la carne de la humanidad. Por eso es que la Palabra dice que la carne y la sangre no pueden heredar el Reino de Dios y que no hay que darle lugar al diablo (Efe 4:27). Existen aquellos que no están endemoniados, pero claro, la mayoría hereda demonios al nacer, y estos necesitan ser retirados de alguna manera – ya sea echándolos fuera o alejándolos a través del arrepentimiento o una vida santa. Admitámoslo – muchas parejas que tienen niños no saben de estas cosas. Si aprenden más adelante en sus vidas, para ese entonces, es muy tarde para evitar que sus niños hereden demonios, maldiciones, hechizos, ataduras y demás… que han sido transferidas a través de la línea sanguínea de ambos padres.
Creemos que los Últimos Días descritos en la Biblia están a la puerta, y que todos los espíritus del mal destinados a ser soltados, ya han sido liberados en la Tierra. Esto significa que todos los nacidos para estos tiempos, especialmente Cristianos, serán el objetivo de sus invasiones. Los Cristianos representan la derrota del diablo (Apoc 12:11) y él no parará ante nada para intentar dejarnos impotentes e incapaces de llevar a cabo el llamado de Dios. Esta es la razón del porqué hallamos a Cristianos demonizados, que tienen un número sustancial de demonios que fueron heredados. Piense en esto --- ¿Cuántos demonios tomaría para neutralizar a un No Creyente? No muchos, ¿verdad? Sin embargo, cuando nos enfocamos en un creyente lleno del Espíritu, que camina en autoridad y que tiene un tremendo llamado en su vida, ¿acaso no serían necesarios muchos más demonios para frustrar el caminar de esta persona? Porque en el día y la hora en que vivimos, la guerra se ha intensificado. Satanás sabe que está derrotado, y él quiere llevarse el mayor número de personas con él que pueda. Un creyente que es libre de un acoso demoníaco interno es una mayor amenaza a los planes de Satanás, y el buscará cómo entrar en la vida de esa persona con la mayor cantidad de fuerza como le sea posible. Claro, el ignora a propósito un versículo muy especial ¨Mayor es EL que habita en mi, que el que está en el mundo” 1Jn 4:4
El término “opresión” describe al creyente, que no tiene demonios o dispositivos, y que está recibiendo ataques desde afuera de su cuerpo. Mientras tengamos que vivir en este mundo caído, podemos esperar recibir ataques del enemigo en un grado u otro.
2.¿Tenemos el derecho de hablar a los demonios? ¿No es eso adivinación o actuar de médium?
Contestaremos esta pregunta acerca de adivinación en la Pregunta #5, más adelante. Ahora dirijámonos a la primera parte yendo a Marcos 5, donde el Señor está tratando con lo demoníaco. El mismo Jesús le habla al demonio llamado Legión. De hecho, lo hizo más de una vez. ¡Es importante notar que El no tenía que hacerlo! Sin embargo, escogió hacerlo. Cuando lean el versículo 8 y Lucas 8:29, notarán que le dijo anteriormente al demonio que se marchara, pero el demonio no lo hizo. Aparentemente él le dijo al espíritu que se marchara dos veces. ¿No es que Jesús opera bajo una unción total del Cristo? Claro que si, ¿entonces porque creé que Dios le permitió a este demonio quedarse?
Yo creo que lo hizo por múltiples razones, una de estas razones fue para señalar que es aceptable hablarle a un demonio. Además, él nos muestra en los versículos siguientes esto:

  • Ellos infligen dolor y tormento (vv. 3-5)

  • Los demonios tienen nombres (v. 9). (Jesús le preguntó su nombre, y ¿acaso no creé que él ya sabía el nombre del demonio a través del Espíritu Santo, ya que fue creado por él?)

  • Hay más de un demonio. Al principio, Jesús habló del demonio como uno (v.9, 15), pero luego, él descubre que son “muchos” demonios.

  • Son territoriales por naturaleza (v. 10)

  • Prefieren cohabitar en la carne (v. 12)

  • Cuando Jesús le concedió un deseo al demonio, él le hablo al demonio otra vez (v. 13).

Hay muchas más lecciones, pero estos puntos te dan algunas ideas. Si el Señor Jesucristo le habló a los demonios (sabiéndolo todo), ¿por qué no deberíamos hacerlo nosotros, bajo su Autoridad, y por la unción del Espíritu Santo?


Aquí el Señor nos da un marco de referencia para la liberación, ya que no hay una guía en la Palabra, que describa un método definido, preciso, paso por paso para orar por alguien. En ningún lugar de la Escritura nos dice qué hacer, así como no nos dice cómo preparar un sermón, como caer bajo la unción del Espíritu, cómo recibir ofrendas, dar la comunión, enseñar en la escuela dominical, preparar estudios de la Biblia/Seminarios o numerosas otras cosas que muchos toman como algo normal y que son totalmente aceptables en las actividades de la iglesia.
La Palabra no nos dice, “Ustedes no hablarán con los demonios”, el cual es un punto normalmente ignorado por los críticos. Hemos encontrado que los versículos más utilizados para sostener un punto de vista diferente, generalmente están fuera de contexto. Cuando Jesús le dijo en algunos versículos, a los espíritus que se callaran, era porque no había llegado el tiempo para que otros supieran que El era el Cristo, el Escogido, --- especialmente en la sinagoga Mar 1, Lc 4). Encontramos luego, que cuando su identidad era ya conocida, que no hacía la misma exigencia, como en Mar 5.
Una de las razones por las que las personas no quieren confrontar a un demonio es porque han oído que cuando se les habla, estos gritan mucho y blasfeman, además de manifestaciones físicas inquietantes. Conforme enseñamos y ministramos liberación bajo la autoridad de nuestro Señor Jesucristo, ninguna de estas cosas son permitidas. Lo más común es que las personas no conocen, ni han estudiado este tema, y repiten lo que han oído de otros.
3.Otra pregunta que frecuentemente recibimos es “Porqué hablarles?” Satanás es el padre de las Mentiras, no es así? Ellos son unos mentirosos!!!
Este es un punto válido, porque no ponemos en duda que Satanás y sus demonios mienten. La Escritura está repleta de pasajes donde deja esto muy claro. Sin embargo, ¿quién está en desacuerdo, que uno debe saber la verdad para darse cuenta cuando hay mentira? Debemos saber las dos partes de forma que podamos diferenciarlo. Muchas personas se asombrarían al descubrir que no hay ni un versículo en el Nuevo Testamento donde un demonio hable palabras que sean mentiras! Cada versículo donde un demonio responde es la verdad o una declaración nula. Encontramos esto como una asombrosa revelación! Pero ¿de qué forma Satanás se transforma en un ángel de luz?, solamente conociendo la luz y cómo apropiarse de esta apariencia.
Y por favor considere que en 1Jn 4:1-3 – se nos dice que probemos a los espíritus (note el plural). No nos sugiere que probemos a los espíritus, nos ordena a hacerlo. Sin embargo, encontramos muy pocas personas que prueban a algún espíritu. Simplemente creen en cada pensamiento que viene a su mente, sin cuestionarlo. 1 Tes 5:21 dice que debemos “probar todo”. Sin embargo, cuantos los hacen? ¿Porqué la Palabra de Dios nos ordenaría probar a los espíritus, al menos que haya un Espíritu (Espíritu Santo) que habla la verdad y otros espíritus que hablan mentiras? Si cada palabra que sale de la boca de un espíritu es falsa, no habría necesidad de probarlos! A ellos les gusta incluir algo de verdad cuando nos hablan a nuestra mente, porque es más fácil engañarnos de esa manera. Es por esto que cuando enseñamos en el “Seminario de Procesos de Liberación”, enseñamos cómo probar a los espíritus de acuerdo a esta escritura, de manera que sabemos que los hechos recibidos son 100% verdaderos, 95% no es suficiente. Debemos saber que un espíritu demoniaco ha confesado hechos verdaderos delante del Trono del Todopoderoso Dios. La única manera de saber, es que los demonios no pueden confesar una mentira como una verdad delante del Espíritu de Verdad – quien es el Señor Jesucristo de Nazaret, quien vino en la carne! En una sesión de liberación, si a un demonio se le exige compartir algo del Señor, requerimos que el demonio haga cada vez una confesión de verdad.
Si por un momento pensáramos que el Espíritu Santo no nos aseguraría decirnos la verdad, no podríamos orar por liberación a nadie! El Señor Jesucristo de Nazaret quien vino en la carne – ESE JESÚS—no permitirá a un demonio confesar una mentira como si fuera una verdad en su magnífico nombre, sin importar el tiempo que esto lleve. Tan pronto cambien una respuesta falsa a un hecho verdadero, la confesión se hará correctamente. Las personas que tienen miedo de recibir mentiras, normalmente son aquellas que nunca aprendieron cómo probar a los espíritus. Tienen miedo de ser engañados, lo cual entendemos perfectamente. En el modelo de oración de Liberación que nosotros ministramos, los demonios se ponen en “el estrado de testigos, delante de Dios el Padre, Jesús el Juez, y el Espíritu Santo de la Verdad”. Cuando los espíritus están siendo interrogados, es el Espíritu de Verdad quien les exige confesar los hechos de sus obras de maldad y su confesión glorifica al Señor.
Otro punto por hacer aquí, es que los demonios han usurpado muchos nombres del Señor, pero lo usan en minúscula. Hemos confrontado demonios con nombres como jesús, jesucristo, señor, señor jesús, señor jesuscristo, y hasta señor Jesucristo de nazaret. Han hecho esto para desviar la liberación, pero no hay ningún demonio con el nombre “Señor Jesucristo de Nazaret quien vino en la Carne”. ¿Por qué? Porque su nombre es superior, ¡y El es la VERDAD! Y no hay otro Jesús que pueda reclamar todos estos atributos que se profetizan en la Biblia por el Espíritu Santo. Además no tendríamos cómo probar los espíritus!
Finalmente, sospechamos que muchos Cristianos no quieren hablar con demonios , por miedo al demonio y al mundo espiritual que no pueden ver, sentir o tocar. Pero en Lc 10:19 dice : “… les he dado a ustedes poder para aplastar serpientes y escorpiones y para vencer a todo el poder del enemigo, sin que nada los dañe”. Tenemos autoridad total sobre el reino demoniaco, y no hay ninguna prohibición para hablarles.
4.¿Por qué se interroga a los demonios durante un proceso de liberación? ¿Porqué no se les echa a todos fuera inmediatamente?
Hay muchas razones porque hacemos esto, y hemos desarrollado un manual de guía que les damos a las personas, antes de recibir una oración de liberación. Algunos de estos temas pueden repetirse en la información que se dio primero, pero también hay información adicional que puede ser de interés suyo.


  1. Cuando estudiamos la Biblia, encontramos en las Escrituras, que no se prohíbe hablarle a los demonios. En la mayoría de nuestras enseñanzas religiosas nos prohíben esto, pero nadie ha sido capaz de demostrarnos ni una sola referencia que respalde esta conclusión, de hecho, las historias escritas en Mar. 5, Mat 8 y Lc 8, registran claramente las instancias en las que el Señor Jesucristo le habla a los demonios, y no evita hacerlo. Muchos llaman a está practica “divinación”, pero Jesús obviamente no estuvo de acuerdo (ver otra Pregunta Frecuente, donde se pregunta sobre este mismo tema).

  2. En Efe 6:12 nos dice que “batallamos” contra espíritus de maldad y principados, poderes, etc. Cuando uno lucha en lo natural, hay un fuerte contacto físico. Pero cuando uno batalla con algo en el ámbito espiritual, por ejemplo, un demonio – puede haber un intercambio verbal fuerte también. Sin embargo, el combate puede ser descrito simplemente como pelear, guerrear o matar. Años atrás, cuando oraba sobre esto, el Espíritu Santo comunicó que el Ministro que oraba estaba confrontando contra aquellos que habían confrontado a los hijos de Dios (Is. 49:25, Sal 35:1). Finalmente, note que en Ef 6:13 dice que “debemos tomar” la armadura, no es solamente ponérsela. Debemos buscar cómo descubrir las artimañas del enemigo, y los medios que utiliza para promover lo que llamamos “El Principio de lo Inverso”, donde se incita a una persona a pensar y hacer exactamente lo opuesto a lo que Nuestro Señor y Salvador Jesús lo ha llamado a hacer.

  3. Durante el tiempo de oración, los demonios se paran frente al Trono de Dios atados como prisioneros de guerra. Nuestro Padre Celestial es el Juez, Jesús es el Fiscal, la persona que ora es como el abogado del demandante, y el Espíritu Santo le ordena al Demonio Principal: “Tu dirás la Verdad y nada más que la Verdad, y que Yo te ayude”. En nuestras sesiones de oración de liberación, el Demonio Principal sólo externa lo que el Señor Jesucristo le pide que comparta --- nada más ni nada menos.

  4. Cada revelación que se obliga al Demonio Principal a confesar lo humilla y debilita. Así que en lo que la autoridad de Cristo los obliga a traer a la luz lo que han hecho para atormentar al pueblo de Dios, se van debilitando al tener que mostrar lo que tenían escondido en la oscuridad. Los Demonios usualmente comienzan estas sesiones muy fuertes y arrogantes, sólo para salir al final como debiluchos. Frecuentemente se sienten tan descorazonados y piden permiso para irse antes de que termine la sesión de oración de liberación.

  5. Las personas normalmente dicen, “Pero no se puede hablar con los demonios, porque son unos mentirosos”. Si, los demonios son unos mentirosos y Satanás es el “padre de las mentiras”, como bien dice la Escritura. Sin embargo, revisando la lista de versículos del Nuevo Testamento, mencionada anteriormente, descubrimos que las declaraciones hechas por ellos, no eran mentiras! Es importante comprender que los demonios saben la verdad, porque conocen al Señor Jesucristo, quien es LA VERDAD. Para poder mentir, uno debe conocer la verdad, correcto? Debemos entender este factor importante y distintivo – la verdad no está EN ellos, pero sí la conocen. Por lo tanto, ellos pueden ser ordenados, en la absoluta autoridad de Jesucristo, a confesar los hechos verdaderos de lo que han ejecutado.

En nuestra oración de liberación, es el mismo Espíritu de Verdad que obliga al Demonio Principal a hablar la verdad, cuando están atados frente al Trono del Dios Altísimo. Después que el demonio ha declarado toda la información requerida por el Señor Jesucristo, el demonio debe confesar que lo que él ha hablado es la absoluta verdad en el nombre de Quien es Verdad. Si el demonio ha mentido, el no puede confesar en el nombre del “Señor Jesucristo de Nazaret que vino en carne”, que los hechos revelados sobre la vida de esta persona sean verdad. Por favor revise en 1Jn 4:1-14, donde encontrará la base en las escrituras de esta parte vital de la confesión de verdad. Lo hemos visto miles de veces – si una mentira ha sido dicha, ellos cometerán errores en esa confesión una y otra vez, hasta que tengan que cambiar su respuesta totalmente alineada a la verdad.




  1. La información requerida por el Señor Jesucristo, a ser revelada por el Demonio Principal también quita toda culpabilidad y creencias, así como la vergüenza en la persona que está recibiendo la ministración. Este conocimiento no remueve el pecado (sólo la Sangre de Cristo, hace esto), aunque sí provee un poderoso esclarecimiento de las confusas y vergonzosas circunstancias. Una vida llena de dolor, vergüenza y desgano, debido a los hábitos no deseados y comportamientos negativos recurrentes se ve explicada y la persona comprende el papel tan malvado que el enemigo ha tenido, originando y alimentando todo esto.

Todo creyente batalla con la carne y con el mundo, pero también batalla con un reino del cual conoce muy poco: el reino de los demonios. A los creyentes no se les ha enseñado que los demonios pueden ocupar sus cuerpos y tener la habilidad de sembrar pensamientos e imágenes en sus mentes (generalmente llegan allí en forma de maldiciones y hechizos). Los demonios también programan a una persona a reaccionar y responder en una forma carnal sin siquiera tener tiempo de pensar en cambiar estos comportamientos. A esto le llamamos el “efecto turbo” en la carne. Las parejas que caen en peleas explosivas y dolorosas, sólo para tener después grandes remordimientos, no son capaces de explicar porque la situación se salió de control. Ellos tuvieron ayuda!!


La misma falta de conocimiento, también se aplica a los pastores y lideres en el Cuerpo de Cristo – inclusive a aquellos que han estado en Institutos Bíblicos o Seminarios. No es su culpa que estas instituciones no los preparen para el reino demoniaco. Es algo que falta en nuestros institutos hoy en día.
Cuando la persona aprende que la mayoría de sus pensamientos negativos, adicciones y comportamientos han sido causados total o parcialmente por los enemigos de Dios, envía esa falsa sensación de culpa al Abismo, donde pertenece. Siente un tremendo alivio y gozo, que de otra manera nunca hubiera experimentado, ya que nadie le hubiera enseñado como opera el reino demoniaco para atormentar a los hijos de Dios.


  1. En la oración de liberación, una persona aprende por primera vez como diferenciar entre sus propios pensamientos y los del enemigo, y los del Espíritu Santo. Al Demonio Principal se le pregunta para que conteste ampliamente cómo es que ha obstaculizado y causado oposición al Llamado de Dios, en la vida de la persona. Una vez que los demonios han contestado este interrogatorio además de otras preguntas más sencillas, son echados afuera. Entonces le pedimos al Espíritu Santo que responda varias preguntas. Seguimos estos pasos, porque el Señor nos indicó que la mayoría de Sus Hijos no saben cómo escuchar Su Voz, y El quiere que aprendamos a conocer Su voz.




  1. Otra razón por la cual interrogamos a los demonios es para ayudar a las personas a comprender cómo trabaja el enemigo, de manera que puedan ayudar a otros en su sufrimiento. Cuando las personas aprenden la forma en que el enemigo ha trabajado para dañar sus vidas, ellos pueden ayudar a otros a comprender que es el enemigo en gran parte el responsable de las cosas que han plagado sus vidas. Aquellos que han experimentado esta oración de liberación generalmente están ya ayudando a otros activamente para identificar al enemigo como la fuente de sus sufrimientos y opresión, de tal manera que puedan buscar ayuda ministerial.




  1. A mí se me enseño este método de oración en 1970 George Birch, mi mentor, quien sirvió como misionero en China, como un pionero de Overseas Missionary Fellowship. Desde que comencé en este ministerio, la mayor parte del tiempo, no he conocido otra cosa diferente. He conocido muchos ministerios de liberación que interrogan a los demonios, y he leído documentos tan antiguos de hasta 1500, donde los líderes religiosos, muchos de ellos Católicos Romanos, le hacían preguntas específicas a los demonios. Este no es un fenómeno único o nuevo.

5. ¿Acaso no es esto en la Biblia considerado adivinación o consulta a los muertos?
Este es uno de los aspectos menos comprendidos de la Palabra. La respuesta es "no", y es por lo que la Biblia dice. La adivinación es el arte de agüeros, en su sentido más amplio - la revelación de cosas ocultas del presente y el futuro. Los que practicaban la adivinación en los tiempos bíblicos utilizaban los presagios y otros medios para lograr un evento profético o predicho, o cosas como flechas, hígados, espejos, tarjetas, líneas en la mano, letras rúnicas y las piedras, péndulos, etc. Elementos reales se utilizaron siempre. Si se basa sólo en una conversación informal, habría que acusar al Señor Jesús de la práctica - ¡especialmente cuando uno considera lo que sucedió en San Marcos 5!
En el Antiguo Testamento, hubieron encantadores de Canaán, magos, augurios, necromancia, zahoríes, etc. La referencia más famosa y evidente fue cuando Saúl consultó a la bruja de Endor, (ver 1 Samuel. 28:7 +). Consultar a los muertos estaba prohibido claramente por Dios en la Escrituras. Versículos que se encuentran en Deut. 18:10-12, Oseas. 4:12, Génesis 44:5, Ezequiel. 21:21-23, y muchos otros, indican claramente que el uso de los médiums (que meditan entre los espíritus invisibles) y otros medios como los mencionados, fueron con el propósito de conocer los futuros acontecimientos a partir de otros poderes que no devengan del Dios Todopoderoso. Los brujos eran partidarios de la brujería y la magia, junto con el intento de uso de drogas, pociones, hechizos y encantamientos, conjuros y acompañado de un llamamiento a los poderes ocultos. La palabra griega para la brujería es "Pharmakeia", donde obtenemos nuestra palabra "farmacia". Hoy en día los medios han cambiado muy poco, pero los tres métodos pueden utilizar las cartas de tarot, adivinos, bolas de cristal, la lectura de mano, las hojas de té, péndulos (todavía), y pronósticos astrológicos.
Satanás falsifica muchas cosas que causan confusión en los círculos cristianos:

  • La clarividencia en lugar de las palabras de conocimiento

  • La adivinación en vez del don de la profecía (sobre todo cuando una palabra se refiere a un evento futuro de la iglesia.)

  • Médium en lugar de la profecía / palabras de sabiduría / palabras de conocimiento / la sanidad divina, y las lenguas falsas para el verdadero don de lenguas.

Hoy día, si usted revisa a <Ocultopedia>, usted encontrará la definición de la adivinación como:
"El arte de predecir el futuro, la búsqueda de los perdidos, que implican el uso consciente o inconsciente de los seres espirituales -. Utilizando, en parte, las visiones, trances, sueños, y la posesión (por un espíritu)" Utilizar un médium es "formar una relación con un espíritu que ayuda a ponerse en contacto con otros espíritus. "Brujería, dicen, incluye tanto la" magia negra o la práctica mágica involucrando la convocatoria, el amarre y el dirigir a las entidades (demonios). "
Si usted consulta el Diccionario del escéptico, usted encontrará que la adivinación es sinónima con predicción del futuro, y se define como "el intento de predecir el futuro o descubrir conocimiento oculto por la interpretación de presagios o mediante el uso de poderes paranormales o sobrenaturales." Luego enumera a la lista de 41 artículos que han sido utilizados en la adivinación. Por supuesto, ¡el problema obvio es que los demonios no conocen el futuro!

El l Diccionario de la Brujería define la adivinación como "el arte de extender la percepción para obtener conocimiento oculto a través de medios mágicos."


El Diccionario Expositivo de Vines del Antiguo y Nuevo Testamento dice de adivinación: "(aquellos relacionados con la adivinación en la escritura tienen algo en común): que bajo la influencia de espíritus malignos, son engañados a buscar de los espíritus de los muertos o en realidad son atraídos en consulta con los poderes de las tinieblas. "
Algunos han cuestionado si el término relativamente nuevo, la canalización, se podría utilizar para describir lo que sucede en la liberación. Una vez más, para citar a los que lo practican en una escala regular, se describe como:
a) "Minimizando su lado astral para permitir que otra entidad (demonio) tenga control completo o parcial sobre su cuerpo. "

b) Permitir a los demonios tomar prestado su cuerpo para hablar con otros acerca de la profecía remota, de como es la vida después de la muerte, la estructura de otras dimensiones, o palabras de sabiduría.


c) El proceso por el cual un médium puede comunicar la información de los espíritus, cancioncillas, y los demonios al entrar en un estado de trance. "
La palabra canalización es a menudo sinónimo de médiums hoy y no se encuentra en las Escrituras.

Es importante señalar lo que la Escritura dice en San Lúcas . 11:1-20. No es posible que un ministro de la liberación expulse los demonios con la adivinación, porque el diablo no puede echar fuera al diablo.


Por último, quiero aclarar una distinción entre "la adivinación " y un "ser un mediador."
Un mediador es alguien que actúa entre dos partes para reconciliarlas. Moisés fue un excelente ejemplo de un mediador. La Escritura llama a nuestro papel de mediador "embajador." (2 Cor. 5:20).
Un medio no es un árbitro entre Dios y el hombre, sólo un intermediario entre un demonio y el hombre caído. La Liberación Divina busca acercar al Dios Altísimo y la persona, y derribar todos los muros del enemigo que han alejado en el pasado a los creyentes de una estrecha comunión.
Como se puede ver, sólo hablar con un demonio no es adivinación. Esa es una suposición basada en la tradición, no en la Palabra de Dios. Nunca he conocido a una persona que puede apoyar esta opinión basada en las escrituras.
6. ¿Que es un Alter? ¿Son demonios? ¿..Son malos? ¿Existen siquiera?
El término "Alter" es la abreviatura de "estado alterado", o lo que muchos han llegado a conocer como "personalidades múltiples". . "TPM, o trastorno de personalidad múltiple (actualmente se llama TID, Trastorno de Identidad Disóciatelo), es sólo eso - un trastorno. No es una enfermedad mental y no es una enfermedad. No es algo malo.

Creemos que el Dios del universo crea un estado o "parte" alterado para permití a una persona hacer frente un trauma en sus vidas. Es su bendición, ya que el Altar se convierte en una ayuda emocional para la persona que está traumatizada y es un mecanismo de defensa para la supervivencia. No son los demonios, sino que son parte de un ser humano que se separó, por lo general por eventos traumáticos. Sólo Dios tiene el poder de restaurar y reunificar, o "integrar" a estas partes, dentro de una persona.


Los Alteres por lo general tienen un nombre, edad, personalidad, dones, y problemas distintos, igual a la persona núcleo. No son intrínsecamente malos, aunque un alter endemoniado puede actuar como tal y realizar malas acciones. ¡Ellos no lo hacen a propósito! En pocas palabras, los alteres provienen de una división en la mente. Hay muchos datos científicos que explican cómo se produce, pero una persona "se desconecta," como se suele decir, cuando las cosas se tornen demasiado difíciles. Otra de las personalidades "o parte alternativa“creada para manejar la situación lleva el dolor hasta que quedan limpios por la sangre de nuestro Señor Jesucristo y se reúnan en la persona núcleo a la que están ayudando a proteger. Los Alteres por lo general tienen su propia historia de vida, sentimientos, pensamientos y creencias.
Ken ha orado por más de un millar de personas con TPM (TID) y el trabajo de nuestros compañeros de equipo ha extendido en gran medida ese número. El Señor ha compartido con nosotros su poderosa manera de ponerlos en libertad e integrarlos en cuestión de minutos, en comparación con meses y años como la mayoría de los terapeutas enseñan y practican. Podemos decir con toda certeza que los alteres si existen, y son maravillosas creaciones de Dios. Nunca hemos conocido a uno que no nos guste, y en algunos casos, nuestros clientes han tenido numerosos alteres. Sin embargo, Dios milagrosamente los reunifica en minutos, horas, o en el peor de los casos, semanas.
7. ¿Podría Dios usar su arquienemigo - el Diablo y los demonios para que nos ayuden a crecer en la fe?
¡Por supuesto! No tenemos que mirar más allá del mismo Señor Jesús. Después de 40 días de ayuno en el Desierto, ¿no responder verbalmente a las tentaciones e incluso viajó con Satanás para ver el Templo? No fue hasta que pasaron todas las tentaciones de Satanás que Jesús comenzó a ministrar en los poderosos milagros.
Otro ejemplo es el joven que estaba teniendo relaciones sexuales con su madre y fue entregado "a

Satanás para la destrucción de la carne a fin de que el espíritu sea salvo en el día del Señor Jesús. (1

Corintios 5:5). En 2 Corintios 2, encontramos que este hombre ha sido ya restaurado.
Otro ejemplo es Job. ¿Acaso Dios no puso a prueba a Job al permitir que Satanás lo aflija en todos los sentidos, menos la muerte física? A través de estas experiencias, Dios se ha hecho mucho, mucho más grande y omnipotente ante Job, y su temor reverencial por el Altísimo se purificó en realidad. También recibió el plan previsto de Dios al final: una bendición de doble porción en su vida.
Recuerde también, que Satanás pidió zarandear a Pedro como el trigo (Lucas 22:31). El Señor fue a decirle a Pedro que había orado por él para que su fe no fallara, y que cuando él corrigiera su rumbo, fortalecería a sus hermanos. ¡Qué hermoso ejemplo de cómo el enemigo es utilizado para reducir nuestro orgullo y aumentar la compasión!
Mira a Efesios 6 de nuevo. ¿Por qué el Señor nos habla de ponernos la armadura a menos que se nos pidió "estar firmes contra las asechanzas del diablo" (v.11)? Pablo escribe en el versículo 13, “Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes.” Se nos dice que Satanás está buscando a quien devorar - no es exactamente una postura pasiva! Lo que es devorado, debe morir!

En Juan 10:10 se nos dice que Satanás viene para hurtar, matar y destruir.” ¿Quién está a favor de ser devorado, muerto o robado? ¡Nadie! El Señor ha compartido con nosotros los siguientes puntos para transmitir esta verdad: "Si yo crié a Lucifer para reflejar la gloria del Señor, sabiendo que la iniquidad se hallaría en él, ¿cuál fué el propósito de eso? Yo he creado la calamidad (Is. 45:7). ¿Cuál fué el propósito de eso? Yo crié las tinieblas. Yo crié la luz. ¿Cuál es el propósito de la Escritura que dice, por boca de Pablo, que nos fue dado a padecer con Él (Filipenses 1:29)? ¿Cual fué el propósito de eso? Espero que entiendas mi punto.


Si el Señor no quiere que aprendamos cómo tratar con Satanás y su pelotón, no los

hubiera creado y dado a nosotros las herramientas en Cristo Jesús (armadura espiritual) para

luchar contra ellos con éxito. El quiere busca crear un remanente de guerreros fuertes y victoriosos

en estos últimos momentos. Ningún soldado ha aprendido a luchar contra un enemigo sin práctica y

sin lucha. Y no nos dice en Santiago 4:7 b que resistamos (verbo activo, no pasivo ) al diablo y huirá

de vosotros. Si no reunimos los requisitos de esos versículos, entonces somos incapaces de resistir.


También hay Escrituras que se refieren a un aspecto de crecimiento personal, o por lo menos pruebas de nuestra fe, desde la perspectiva de la participación con los espíritus. Cuando leemos Jueces 9:23 y 1 Reyes 22:19, descubrimos cómo el Señor y sus huestes utilizan los espíritus para llevar a cabo su voluntad. El mismo Satanás es utilizado en 1 Crónicas. 1:21, con los resultados registrados en 2 Samuel 24:1, para llevar a cabo esas pruebas.
El Señor Jesucristo quiere que seamos vencedores y ejercer nuestros músculos espirituales. ¿Alguien ha sabido de que un músculo se haga más fuerte sin resistencia? Es lo mismo con nuestros músculos espirituales. Cuando luchamos contra los espíritus, ya sea en un estado endemoniado u oprimido, nuestros músculos espirituales crecen. ¿Acaso no hemos conocido a una persona que aparentemente ha llevado una vida sencilla en la Iglesia? ¿Eran más bien desapegado e incapaz de identificarse con el dolor? También hay una aplicación espiritual de esa frase, "si no hay dolor, no hay ganancia." Cuando un cliente se libera de la demonización, es increíble lo rápido que puede llegar a convertirse en una persona talentosa, ¡y ungido de Dios! Sus músculos espirituales se hacen musculosos, fuertes y llenos de poder y autoridad. Cuando son probados en combate, llegan a conocer a su enemigo y pueden discernir su presencia con mucha más rapidez por la guía del Espíritu. También desarrollan la compasión del corazón del Padre cuando trabajan con otros en el Cuerpo de Cristo.

Estas otras escrituras también ayudan a explicar los beneficios de las pruebas del enemigo: Mateo 4:1-11 y 16:18, 1 Juan 2:13-14, 3:8 y 4:4, 1 Pedro 5:8-11, Hebreos 2:14-15, 2do Corintios 11:2-4, 1 Timoteo 3:6-7 y por supuesto Santiago 4:1-8. Hay más, pero este es un buen comienzo para tener en cuenta.


8.¿Qué es esto de espíritus "Territoriales" y batallar con ellos? ¿De verdad creen que hay tales espíritus y si van a la guerra contra ellos, ¿no es peligroso?
Voy a responder a la segunda pregunta primero. ¡Absolutamente! Luchar contra espíritus territoriales no es para los oradores o creyentes ligeros. Es para los veteranos de la guerra espiritual, los que tienen un llamado a la intercesión territorial - las personas cuyas vidas son indicativos de ser un creyente maduro, entrenados en la batalla, y tienen el poder ungido en la oración para vencer. Ni siquiera deben considerar la posibilidad de hacerlo solo. ¡Nunca!
Hablemos de espíritus “Territoriales” por un momento.
Romanos 16:20 dice,Y el Dios de paz aplastará en breve a Satanás bajo vuestros pies.” Eso significa mis pies y los tuyos, ¿verdad? Con las armas que El me ha dado de poder divino, me ha dado la autoridad para conquistar el reino de Satanás a diario. El hecho es que la sangre de Jesús y la autoridad de su nombre son armas ofensivas, no defensivas. La guerra implica siempre la batalla, ¿no? ¿Has entrado alguna vez a la batalla con solo un plan defensivo? ¡No lo creo!
Pero ¿contra quién estamos luchando en Ef. 6? "contra principados, contra potestades, contra los gobernadores y contra huestes espirituales de maldad" - que denota espíritus que se rebelaron contra el Reino de Dios de mayor rango que los espíritus generacionales que más comúnmente expulsamos ​​de las personas. Algunas versiones hablan de fuerzas en el mundo de la oscuridad y de las fuerzas espirituales en los lugares celestiales. Estos son los tipos de espíritus caídos que gobiernan sobre territorios o dominios de control que abarcan la condición humana en la tierra. Somos participantes en este combate de lucha libre celestial. Así como Josué luchó para destruir a los enemigos de Dios en el reino natural, estamos llamados a despedazar, destruir y derribar, (Jer.1).
Pablo dice en Filipenses 2:10 en el nombre de Cristo Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, y en la tierra, y debajo de la tierra. Otros espíritus "Territoriales" (aquellos que no están relegadas a morar en los hombres) son mencionados en Colosenses 2:10 y 15 y 1:16. Después de la resurrección de Jesús, Pablo se refiere a Satanás como el "dios de este siglo" (2 Cor. 4:4). Pablo y Pedro se enfrentaron al espíritu Territorial, Pitón, que habitaba en la esclava de Hechos 16, Diana, la diosa y el espíritu Territorial de Éfeso, y Bar-Jesús el mago (un "hijo del diablo"). Quedó registrado en los anales la oración completa de Juan más tarde en Efesio, donde oró y ordenó al demonio que se marchara y el altar completo y todo el templo de Diana de inmediato se autodestruyó , lo que abrió la ciudad para el avivamiento.
Se nos dice que hay que derribar todos los argumentos y toda altivez (en griego es "hypsoma", lo que refleja las ideas astrológicas y por lo tanto denota poderes cósmicos contra Dios). Se nos dice que hay que derribarlos con nuestras armas espirituales. Nadie puede derribar o traerse abajo algo que no está "arriba". O sin un esfuerzo enfocado - estos versículos en 2 Corintios 10:3-5 definitivamente no son pasivos. También hay que tomar cautiva a la cautividad, atar al hombre fuerte y saquear sus bienes, y derribar la autoridad y el imperio del maligno. En Ef. 6:13, que dice que hay que "resistir", y en 436 de Strong significa oponerse con fuerza, valentía y resistir, de pie cara a cara contra un adversario, pararse firme." Por supuesto, "pararse firme" se remonta al ejército romano en aquel momento por lo que se requiere estar siempre a la ofensiva – para eso eran, los tacos de su calzado. Si ellos daban la vuelta y se retrocedían unos pasos, eran asesinados por sus propios líderes o compañeros. "Pararse firme "era una técnica de carácter puramente ofensiva. Esta es la razón por la que se les temía tanto. Se supone que debe ser lo mismo para el ejército de los creyentes.
Y por supuesto, leemos en Daniel 10 sobre el príncipe de Persia, un demonio asignado a esa nación, guerreando contra los ángeles del Señor (v. 13-20), sólo para tener que volver a ir a la batalla con el príncipe de Grecia. Los espíritus territoriales son reales, y el Señor en su gracia nos ha dado una oportunidad para enseñar acerca del reino de Satanás, su infraestructura, y de cómo un grupo de creyentes maduros y entrenados, guiados por el Espíritu Santo, puede derribarlo sobre un territorio específico.
La batalla es hoy día más necesaria que nunca, porque muchos creyentes no entienden y aceptan que Dios les dió dominio sobre el enemigo. Pocos entienden que cuando los poderes demoníacos regionales se eliminan, las personas experimentan una mayor libertad para crecer en la gracia y el poder de nuestro Señor Jesucristo. La Iglesia debe ser educada para conocer, recibir, y aceptar su autoridad heredada, su soberanía y libertad en todos las aéreas de sus vidas. Lucas 10:19-20 habla de hollar, de poder sobre el enemigo, y de los espíritus que se someten a nosotros. En Mateo 16:18 y 19, se habla de "atar y desatar" y se hace referencia a la evangelización, una vez más consistente con Lucas 10:20. En el griego en la parte final de esas frases debe ser traducido como, "habrá sido atado / desatado en los cielos", lo que significa que la secuencia correcta es en lugares celestiales y luego en la tierra.
Surge la pregunta: si Jesús pagó el precio final y derrotó a los principados y potestades en la cruz (Colosenses 1:13-14, 2:10 y 15), ¿hay algo que nos queda por hacer? Como declaró acertadamente Ed Murphy, autor del tema de guerra espiritual: "Mientras que nuestros enemigos están derrotados, aún no están muertos, ni siquiera enfermos." Jesús es Rey de Reyes y, sin embargo hay quienes siguen como cautivos espirituales de Satanás que viene a hurtar, matar y destruir. La acción humana no anula el poder de la sangre, la cruz y la resurrección, pero la inacción humana hace que sea poco eficaz en la tierra. Jesús hizo un espectáculo de Satanás y sus demonios en el mundo invisible. Sin embargo, la Palabra dice que Satanás ciega las mentes de millones, quizás miles de millones, que pueden terminar en el infierno.
Dios nos ha dado armas de guerra para la demolición de las fortalezas y el abatimiento de todos los argumentos (la actitud y la acción humana) y toda altivez (la palabra griega es "hypsoma" de nuevo). En 2 Corintios 10:3-5 Se nos anima a destruir las fortalezas con armas espirituales. Nadie puede derriba o destruir sin esfuerzo - definitivamente no es un comportamiento pasivo. Mientras tanto, alabamos a Dios porque Jesús asegura la victoria final sobre los principados.
Resumen
Cuando se considera todo el conjunto, debemos recordar que en su día, Jesús estaba dando a conocer los misterios ocultos, que ya no parecen tan ocultos. Y fue considerado muy inusual por muchos, extraño por otros y, loco por la mayoría. El contradijo la tradición y la ley en todo momento. En otras palabras, hoy en día es muy posible que él sería ignorado por muchos, descartado como una broma triste y desechado por gran parte de la Iglesia organizada por las tradiciones religiosas de los hombres.
El ministerio de liberación lleva a algunos de los mismos estigmas, principalmente debido a la falta de conocimiento y comprensión. Siglos de abandono por parte de la Iglesia han dejado a la gente con miedo o ignorante en este campo. Sin embargo, hemos visto crecer su aceptación positiva entre las denominaciones y grupos de creyentes en todo el mundo en el que Dios nos ha enviado. Creemos que ayudará a marcar el comienzo del despertar final dentro de la Iglesia, que establecerá el reino de Dios sobre esta tierra con Jesucristo en el trono.
Mientras tanto, el reino de los demonios juega un papel activo en mantener a la Iglesia ignorante de su herencia de sus derechos divinos. Queremos ayudar a asegurar que Oseas 4:06 no se cumpla y que podamos unirnos al Señor Jesucristo para convertir a los espíritus reinantes en un espectáculo público, triunfando sobre ellos. Queremos ver a todos los creyentes caminar en la autoridad que se habla en Mateo 10:7-8. Presentamos el ministerio que Dios nos ha prestado a la luz de las siguientes escrituras: Hechos 5:34,35,38-39; San Marcos 9:38-41 y Lucas 11:17.

Gracias por tomarse el tiempo para leer, estudiar y orar acerca de lo que hemos escrito en respuesta a las preguntas más frecuentes sobre nuestro enfoque en el ministerio de liberación. Es nuestro ferviente deseo que todos los creyentes reciban la total libertad que nuestro Señor Jesucristo pagó para que podamos tener. También esperamos que todos los creyentes lleguen a entender y ejercer el dominio sobre nuestro enemigo común, para que el Reino de nuestro Señor Jesucristo se establezca. ¿Amén?


Que el Señor te bendiga ricamente-

Ken y Sylvia Thornberg




Derecho de Autor © 2011 por: Ken y Sylvia Thornberg

www.freedomencounters.com






Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©odont.info 2019
enviar mensaje

    Página principal