Lista de películas en dvd y cd del P


¿QUÉ GANAMOS SIENDO HONESTOS?



Descargar 13.1 Mb.
Página468/561
Fecha de conversión10.01.2020
Tamaño13.1 Mb.
1   ...   464   465   466   467   468   469   470   471   ...   561
¿QUÉ GANAMOS SIENDO HONESTOS?

George Bailey: lucha por sus ideales aunque el director del gran banco le ofrece abandonarlos por dinero, sigue ayudando a la gente a pesar de que le lleve a la ruina, descubre que su vida es muy importante siendo como es porque de él dependen otras muchas personas.

Frank Capra en su autobiografía confiesa con respecto a esta película: “No la hice para los críticos aburridos ni para los intelectuales pedante. La hice para la gente sencilla como yo; gente que quizás había perdido a su marido, o a su padre, o a su hijo; gente que estaba a punto de perder la ilusión de soñar, y a la que había que decirle que ningún hombre es un fracasado”.

Los verdaderos valores humanos, lejos del dinero, prestigio o poder, son el darse a los demás, el ayudar, el comprender, el olvidarse de uno mismo…

Qué bello es vivir es una película deliciosa y repleta de valores. Sin duda, una de las mejores películas de la historia del cine, al menos una de las más humanas. Frank Capra —el artífice— no dudaba en afirmar que era su favorita y lo mismo le sucedía a Jimmy Stewart.

Es una película, claro, de las de antes. Con una historia que nos enseña la importancia que tiene el darse a los demás, y la trascendencia y repercusión que las buenas obras de cada uno tendrán en el cielo... y tienen también en la tierra. Es una película optimista, divertida, muy humana, alegre, y desde luego esperanzadora. Y es que después de verla lo primero que se piensa es... ¡qué bello es vivir!

La película cuenta —desde la óptica católica— la vida de un hombre, George Bailey. Cuenta la historia de su vida. Pero comienza desde el presente, de forma que prácticamente todo el film es un flashback. George desesperado por un problema en los negocios, duda en suicidarse para pagar la deuda con el seguro de vida. Es el día de Navidad. Ante tal situación Dios acude en su ayuda enviándole a su ángel de la guarda para salvarle. Éste le hace ver lo valiosa que ha sido su vida y lo mucho que ha repercutido para el bien de Bedford Falls. Y le concede un privilegio, ver lo que hubiese sucedido si él no hubiese existido... Después de esto, George —un tipo estupendo y con un gran corazón— recupera la alegría de vivir...

Como en muchas de sus películas, aunque en ninguna de ellas con tanta brillantez, Capra nos alecciona sobre los verdaderos valores humanos. Que lejos del dinero, prestigio o poder, son el darse a los demás, el ayudar, el comprender, el olvidarse de uno mismo...

Quizá pueda parecer que con tal tema de fondo la película deba ser aburrida. Nada más lejos de la realidad. Es una película deslumbrante, divertida, ocurrente y sincera. Rica en la caracterización de personajes, como sucede en las grandes películas, puede decirse que no le sobran ni cinco minutos...

Qué bello es vivir quedó en el olvido poco después y no alcanzó el éxito comercial. De hecho, llegó a perder 525.000 dólares el primer año. Tuvo que ser casi dos décadas después cuando, extinguida su exclusiva, comenzó a emitirse por televisión (sobre todo en fechas navideñas) y encontró su merecido reconocimiento y acogida popular.

“No la hice para los críticos aburridos ni para los intelectuales pedantes. La hice para la gente sencilla como yo; gente que quizás había perdido a su marido, o a su padre, o a su hijo; gente que estaba a punto de perder la ilusión de soñar, y a la que había que decirle que ningún hombre es un fracasado”, confesó Capra en su autobiografía.
¡Qué bello es vivir! es una de esas películas que marcan cuando uno las ve por primera vez y luego resulta imposible de olvidar. Conviene recordar que Frank Capra ofreció esta película justo después del final de la Segunda Guerra Mundial como una respuesta a todos aquellos que contemplaban el mundo con pesimismo. Es por ello un film que pretende ser un homenaje a los valores morales y sobre todo a la bondad.

Estos valores aparecen encarnados y hechos vida en George Bailey un joven amante de la aventura y de los viajes. Sin embargo las circunstancias de la vida le irán obligando a hacer lo que es correcto, aunque esto le impida llevar a cabo su sueño. Una y otra vez George dejará marchar el tren mientras escucha cómo se aleja su silbido característico. Como nos dice Manuel Márquez “ Baley no es un pánfilo o un tontorrón; sino que es bueno porque así lo ha decidido, como opción moral: George Bailey tiene preparación, carácter y ambición, es decir, los mismos atributos y valía que podrían haberle convertido en otro Potter (su opositor y contrincante), pero no escoge ese camino, y , llegado a cada una de sus encrucijadas vitales, Bailey siempre opta por el sacrificio personal y la renuncia a sus aspiraciones, en beneficio de aquellos que le rodean ”.

Así George renunciará a sus viajes de aventuras, a sus estudios, a su luna de miel… sólo para mantener en pie la cooperativa/banco de su padre. Sin quererlo ni desearlo, que se convierte en un símbolo de una cierta resistencia contra la autoridad del Sr. Potter quien piensa que todo se puede comprar y arreglar con dinero. Gracias a los préstamos de esta cooperativa muchos habitantes de Bedford Falls tienen su propia casa. La película de Capra se convierte pues, en un homenaje a tantos héroes anónimos que dan su vida cada día por el bien de los demás sin esperar nada a cambio y olvidándose de ellos mismos como “ una niñera que desperdicia su vida ” (así se burla Potter de él). Una vida que se da en defensa de la dignidad de los más humildes frente a los fuertes de este mundo.

Un aspecto realmente interesante del guión es el mostrarnos el “efecto mariposa” de cualquier persona. Lo que el ángel Clarence le hace ver a George es precisamente su influencia, inconsciente y no buscada, sobre todos los habitantes de Bedford Fills, una pequeña ciudad que llegará incluso a cambiar su nombre por el de Potterville en el momento de su “ausencia”. Este cambio de nombre muestra hasta qué punto las cosas son distintas sin él. En fin, la vida tiene sentido por todo el bien que tantas personas reciben de nosotros. De aquí el profundo sentido de la dedicatoria que le deja Clarence en el libro: “ Nadie es un fracasado si tiene amigos ”. Algo que parece completamente contrario a la filosofía de Potter que pone su confianza en el dinero.

Sin embargo le podemos echar en cara a George su ceguera por ser incapaz de pedir ayuda primero a su mujer y luego a sus amigos. Está tan agobiado y angustiado que sólo ve su problema desde sí mismo. Y serán los otros, sus amigos, los que vengan finalmente a su rescate.

Otro elemento que merece la pena ser resaltado desde un punto de vista vocacional es el trabajo y servicio de Clarence. Aun siendo un “ángel de segunda categoría” es capaz de “salvar” a George con mucho esfuerzo y sentido común.

Por todo lo que venimos comentando, “¡Qué bello es vivir !” es una película que ofrece valores vocacionales como la abnegación, el servicio, la bondad… pues nos enseña la importancia que tiene el darse a los demás, y la trascendencia y repercusión que las buenas obras de cada uno tendrán en el cielo... y tienen también en la tierra. Es una película optimista, divertida, muy humana, alegre, y desde luego esperanzadora.

Capra comentó en su autobiografía: « No la hice para los críticos aburridos ni para los intelectuales pedantes. La hice para la gente sencilla como yo; gente que quizás había perdido a su marido, o a su padre, o a su hijo; gente que estaba a punto de perder la ilusión de soñar, y a la que había que decirle que ningún hombre es un fracasado »..

Los valores cristianos referidos en la película (no olvidemos que Capra era fervorosamente religioso) van más allá de los evidentes, apareciendo como fundamental el de la concepción de la vida como un don divino al que no se debe renunciar. El título en español refuerza ese matiz católico, ya que si bien en inglés la película se llamó "Es una vida maravillosa", en español se enfatiza en la acción de vivir. El don de vivir es supremo, porque es un regalo divino, por encima de lo maravillosa o no, que sea la vida. La película, lejos de ser una acaramelada narración sobre la bondad del mundo, nos presenta la historia de un héroe anónimo y la progresión de su sacrificio por todos los seres que le rodean. No es que haga nada importantísimo ni desgarrador en ningún momento, (aunque resulte catastrófico para él y para sus planes de vida). Todos conocemos muchas personas como una vida similar a la de George Bailey. Personas que renuncian a sus sueños por cumplir con su deber. Estos individuos nunca llegan a aparecer en los libros de texto, pero todos estamos en deuda con ellos ”.





Compartir con tus amigos:
1   ...   464   465   466   467   468   469   470   471   ...   561


La base de datos está protegida por derechos de autor ©odont.info 2019
enviar mensaje

    Página principal