Ecoinnovación en turismo: una aproximación al estado de la cuestión



Descargar 105.26 Kb.
Fecha de conversión13.02.2018
Tamaño105.26 Kb.

Ecoinnovación en turismo: una aproximación al estado de la cuestión

Eco-innovation in tourism: an approach to the state of the question

Mtra. Judith Alejandra Velázquez Castro 1

Estudiante de Doctorado en Estudios Turísticos, Facultad de Turismo y Gastronomía, Universidad Autónoma del Estado de México, México.

judithalejandra666@gmail.com

Dra. Elva Esther Vargas Martínez

Profesora Investigadora de la Facultad de Turismo y Gastronomía, Autónoma del Estado de México, México.

elvacolegio@hotmail.com




Resumen

Hasta hace algunos años los procesos de innovación en las empresas del sector turístico se caracterizaban por conseguir como fin último beneficios económicos en su camino hacia la competitividad. Posteriormente, la hotelería comienza a adoptar el uso de ecoinnovaciones para reducir el impacto ambiental y optimizar el uso de los recursos naturales. Por tal razón, el propósito de este artículo es hacer una revisión exhaustiva de los artículos publicados en 32 revistas de investigación de hospitalidad y turismo en el período de 2007 a 2012 de los avances en el estudio de la ecoinnovación en el sector. La agrupación de los resultados se divide en cinco líneas de investigación: a) percepción del consumidor hacia innovaciones ambientales; b) innovación ambiental organizativa; c) tecnologías ambientales; d) productos y servicios ambientales y e) políticas públicas y fomento a la ecoinnovación. El análisis muestra que el tema de ecoinnovación escasamente comienza en este sector.



Palabras clave: sustentabilidad, empresas turísticas, sector turístico.

Abstract

Until recently innovation processes in the tourism industry is characterized by getting as the ultimate economic benefits on its way to competitiveness. Later, the hotel begins to adopt the use of eco-innovations to reduce environmental impacts and optimize the use of natural resources. For this reason, the purpose of this article is to make a thorough review of the articles published in 28 journals in hospitality and tourism research in the period 2007-2012 of the progress in the study of eco-innovation in the sector. The grouping of the results is divided into five areas of research: a) perception of consumers toward environmental innovations, b) organizational environmental innovation, c) environmental technologies, d) environmental products and services and e) public policy and promotion of eco-innovation. The analysis shows that the issue of eco-innovation in this sector barely begins.



Keywords: sustainability, tourism enterprises, tourism.

Introducción

A nivel mundial, el crecimiento económico de la posindustrialización provocó cambios drásticos en los ámbitos social, político, económico y ambiental –con el agotamiento de los recursos naturales-. El desarrollo de tecnologías volvió más compleja la elaboración de bienes y servicios ocasionando también la producción, incrementación y peligrosidad de residuos difíciles de tratar.

Así, desde la década de los ochenta la preocupación por la problemática ambiental se ha venido incrementando desde distintos ámbitos; colocándose especial atención sobre las empresas, y sus nuevas formas de ejercer la operación y producción de bienes y servicios. En ese contexto, aparece la ecoinnovación como una de las más importantes estrategias empresariales que permite reducir los impactos ambientales que las diversas actividades económicas generan a la naturaleza. Se trata de un concepto centralizado en soluciones ecológicas innovadoras no sólo de productos, procesos, comercialización y servicios, sino también de competitividad organizacional incluyendo desarrollo social y cumplimiento normativo y legal (OCDE, 2009).

La ecoinnovación en el sector turístico ha sido poco documentada en investigaciones académicas o artículos científicos; la trascendental relación que tiene este sector con la naturaleza representa un eslabón clave para incursionar en la adopción de tecnologías sustentables y en la generación de innovaciones ecológicas, ya que en los últimos años este sector ha sido señalado por hacer uso indiscriminado de recursos naturales además de generar excesivos residuos y tener altos consumos de recursos agua y energía.

El presente artículo realiza una revisión de la literatura en materia de ecoinnovación en el turismo. También se discuten algunos puntos de vista contrapuestos con la finalidad de suscitar el debate y proporcionar mayor amplitud y profundidad teórica a un campo de investigación dominado principalmente por países europeos. Así, este documento se divide en tres apartados. En el primera parte se presentan los principales planteamientos y aportaciones teóricas sobre innovación como sustento de la ecoinnovación. La segunda parte, aborda la relación del turismo con la innovación desde una visión sustentable. Y finalmente, en el tercer apartado se presentan las aportaciones de la ecoinnovación al turismo, tratando de tener un acercamiento al estado de la cuestión en esta materia.

Innovación

La innovación se ha visualizado como una estrategia de crecimiento empresarial en el camino hacia la competitividad; autores clásicos de la economía pugnan por una innovación que otorgue satisfacción a los clientes cubriendo todas sus necesidades y expectativas a través de una apropiada oferta de bienes y servicios. En ese sentido la implementación de un nuevo o mejorado producto, proceso, método de comercialización o de organización, se da con la firme intención de generar ventajas competitivas empresariales.

Todo este enfoque aboga en la necesidad de asumir una innovación que se relacione con la marca, la imagen y el diseño de bienes o servicios que lleve a las empresas a obtener una mejor posición en el mercado. Los propósitos económicos están orientados a sustituir productos, ampliar la gama de los ya existentes y mejorar su calidad; el impulso para la innovación viene desde dos áreas específicas: la mercadotecnia y la comercialización, las cuales están en constante búsqueda de nuevos productos y servicios que satisfagan al consumidor (Simmonds, 1986; Berthon, Hulbert et al., 2004; Rubio, 2004; Gil y Luis, 2011).

La naturaleza de este cambio en las empresas se justifica en función de la intensificación de la competencia, el avance tecnológico y el aumento de las exigencias de los consumidores (Mulet, 2005; Jung, Pascale et al., 2008; Ayneto, 2010; Bogotá Emprende, 2010; Ayneto y Martell, 2013), considerando que la innovación convertirá las ideas en mejores productos, procesos o servicios que el mercado valora; es decir, se visualiza como un acontecimiento crematístico que detona en la rentabilidad del negocio.

Empero, autores clásicos de la estrategia empresarial sugieren que la innovación puede aumentar los beneficios económicos no sólo por la vía del control de los clientes sino también a través de la desaparición de la competencia, sobre todo en los sectores económicos cada vez más saturados; la innovación les permite a las empresas obtener mayor rentabilidad por la vía del ahorro de los costos y la implementación de nuevas tecnologías, aspectos que las colocarían a la vanguardia del mercado.

Con todo, las estrategias anteriores no siempre han sido la única vía para implementar la innovación, la posibilidad de que ésta pueda orientarse y manipularse para la obtención de una ventaja competitiva la coloca en un plano poco realista, ya que su naturaleza es imprevisible y poco flexible ante los procesos creativos (Scarbrorough y Corbett, 1992). Así también los gustos y preferencias de la demanda cambian más rápidamente hoy en día que en tiempos anteriores, de tal forma que el periodo de tiempo que lleva el proceso de implementación de la innovación en un producto o servicio puede ser lo suficientemente amplio como para haber cambiado las necesidades de los clientes; y en ese sentido Wittington (2002) deja claro que la innovación puede tener otros alcances y propósitos más allá de sólo mantener contentos a los consumidores.

A la par Castro y Delgado (2010) señalan que el proceso de innovación no es exclusivo de la atracción del mercado, sino de la fusión entre lo técnico y lo económico; es decir la innovación como estrategia empresarial debe construir una infraestructura que propicie el aprendizaje organizacional y dé soporte constante a la tecnología, pues constituye la gestión, la información y el conjunto de conocimientos tanto teóricos como prácticos para nuevos o mejorados productos, servicios y procedimientos organizativos para la sociedad.

En esa complejidad organizacional que poseen las empresas existen diferentes condiciones para la generación e implementación de la innovación, pues subsisten múltiples enlaces de retroalimentación entre investigación, producción, abastecimiento, distribución y comercialización, entre otros; y donde muchos actores están implicados (Kline y Rosenberg, 1986). Por ello se considera que la innovación surge muy a pesar de la dirección, o de los procesos planificados y organizados de gestión; es más, la innovación emerge incluso dentro de ambientes plurales y descentralizados (Quinn, 1985).

Visto así, la innovación no es un modelo lineal como ha sido concebido por el enfoque convencional, que defiende las fases secuenciales de invención, innovación y difusión, sin considerar una interacción entre éstas (Del Río, Carrillo et al., 2010); la innovación debe pensarse en un sentido más amplio y dinámico, construido a partir de la realidad que presentan las empresas que desean innovar e incorporando un enfoque multidimensional que muestre su compleja naturaleza (Simpson, Siguaw et al., 2006; Siguaw, Simpson et al., 2006). Drucker (1985) se adhiere a este enfoque cuando considera que la innovación no debe ser concebida bajo un enfoque meramente técnico o comercial, sino que también debe constituirse desde un orden económico, social o natural; es decir, el criterio que la guía no es únicamente la ciencia o la tecnología, ya que los cambios que se producen impactan en el ámbito ecológico.

Actualmente la Organización Mundial del Turismo (WTO, 2012) expone que la innovación es clave para sustentabilidad de los destinos; ya que hace especial referencia a una serie de actividades como fuente de avance y desarrollo hacia la protección y uso eficiente de los recursos naturales; pero también se dirige hacia una gama de medidas de progreso que abarcan tanto la calidad y el bienestar de la comunidad.

Bajo este argumento aparece el término de ecoinnovación, una ampliación de los conceptos de innovación y ecoeficiencia, cuyo desarrollo y aplicación puede ser capaz de reorientar el sistema social, económico y político –con equidad- en el camino hacia la sustentabilidad, siendo necesario que todos los agentes involucrados consideren la protección, conservación y mejora de los recursos naturales.

El concepto de ecoinnovación no es un término acabado, aparece durante los años 90 en la publicación “Driving EcoInnovation: A Breakthrough Discipline for Innovation and Sustainability” por Fusler y Jamer (1996 en Miret, Segarra et al., 2011). Durante los siguientes años se ha venido manejando bajo otras expresiones: innovación ambiental, innovación ecológica e incluso innovaciones verdes. De acuerdo con Hong y Shuai (2008), la ecoinnovación se considera un proceso que posee características de la economía, la tecnología y los ecosistemas, que surge como un círculo virtuoso desarrollando tecnologías amigables con la naturaleza pero también beneficios económicos para la sociedad. En ese mismo sentido, la Agencia Ejecutiva para la Competitividad y la Innovación (EACI por sus siglas en inglés) de la Comisión Europea (2010:9) señala que la ecoinnovación “comprende la modificación de los patrones de producción y consumo y el desarrollo de tecnologías, productos y servicios para reducir nuestro impacto sobre el medio ambiente y mejorar el uso de recursos naturales”.

En estas dos concepciones la ecoinnovación se interpreta como cualquier tipo de innovación que apunta hacia el desarrollo sustentable con una significativa demostración hacia el progreso económico, mediante la reducción de los impactos sobre el ambiente y logrando un uso más responsable y eficiente de los recursos naturales –incluida la energía-, lo que finalmente logra esa asociación entre empresa y naturaleza (Peiró, Segarra et al., 2011).

Puede observarse un consenso en el papel clave que desempeña la ecoinnovación en las empresas para el cuidado y protección de la naturaleza y los principios de sustentabilidad; y es así que la tendencia en algunas investigaciones la señalan como objetivo final para lograr la conservación de los ecosistemas naturales. De este modo, se puede determinar que la ecoinnovación considera el tema ambiental desde las primeras etapas del proceso de desarrollo de productos o servicios, tales como la planificación o el diseño de un nuevo concepto hasta el post consumo.



Una visión sustentable

El turismo, como cualquier otra actividad económica, depende de un entorno favorable para su óptimo desarrollo. Sin embargo, este sector ha sido por demás criticado ante el excesivo consumo de recursos naturales que emplea tanto como atractivos turísticos como para su operación (Masera, 2002; Pérez, 2004; Orduna, 2006; Drumm, Barr et al., 2010; Unión Europea, 2010; Azcurra y De la Fuente, 2012). También es sabido que el turismo se ha caracterizado por causar innumerables impactos negativos tanto a los ecosistemas como a la sociedad (Hunter, 2002; Salazar, 2006; Hunter y Shaw, 2007; Patterson, 2007; SEMARNAT, 2010; Vargas, Castillo et al., 2013).

En ese tenor la industria turística ha emprendido una serie de acciones que permiten contribuir al cuidado de la naturaleza, pero hasta el día de hoy, las medidas ambientales adoptadas se han centrado exclusivamente en hacer frente a determinados problemas como lo son: el monitoreo y control de la generación de basura, la emisión de contaminantes a la atmósfera, y el consumo de energía y agua. Igualmente se han dejado de lado las causas que los originan, por lo que hasta el momento, las medidas han sido correctivas y no preventivas.

A nivel mundial, diferentes destinos y establecimientos turísticos cuentan ya con certificaciones ambientales voluntarias –otorgadas por organizaciones públicas y privadas- que motivan a las empresas a mejorar sus procesos para evitar riesgos ambientales y contaminación. Dentro de las certificaciones más conocidas e implementadas está Green Globe (2013), que reconoce las prácticas a favor del turismo sustentable para la protección de la naturaleza; Earthcheck (2011) que es un sistema de administración ambiental diseñado especialmente para la industria de los viajes y el turismo. El ISO 14001 que funciona como un certificado de gran relevancia para las organizaciones del sector, el cual está diseñado para conseguir un equilibrio entre el mantenimiento de la rentabilidad y la reducción de los impactos en el ambiente (International Organization for Standardization, 2009).

No obstante el encuentro entre turismo y ambiente se está transformando, incluyendo los principios de sustentabilidad en las estrategias de las empresas que integran el sector. Algunos autores señalan que en respuesta a una demanda social más exigente –por parte de los turistas, grupos ambientalistas y académicos, entre otros- este sector debe iniciarse en el uso de ecoinnovaciones, basando su servicio en criterios de calidad y respeto a la naturaleza (Aguiló, Alegra et al., 2005; Portal, 2008; Gómez, Barrón et al., 2011).

Como se observa en el contexto anterior, la focalización de esfuerzos dentro de las empresas debe centrarse en el establecimiento de estrategias de innovación para la sustentabilidad, tomando en consideración que éstas plantean el cuidado del ambiente como un imperativo para su uso, cuidado y conservación.

Finalmente, cabe señalar, que el uso de ecoinnovaciones debe incluirse en la gestión de las empresas para que consigan dar solución a sus problemas ambientales haciendo un mejor uso de los recursos naturales que emplean y reduzcan las repercusiones negativas de sus actividades sobre el ambiente y así conseguir los beneficios que este tipo de innovaciones ofrece.

Metodología

La presente investigación adoptó un análisis de contenido para examinar artículos publicados en revistas de hospitalidad y turismo entre los años 2007 y 2012. La lista de las 28 revistas científicas en este campo de conocimiento están incluidas en el SCImago Journal & Country Rank (2013), cuyo ranking integra las revistas de mayor impacto contenidas en la base de datos Scopus y Elsevier (ver tabla 1). También se revisaron 4 revistas en la materia, integradas al index REDALyC, el cual es considerado uno de los más importantes índices de revistas latinoamericanas (ver tabla 2). Cabe mencionar que sólo fueron tomados en consideración los artículos de investigación arbitrados y que fueron excluidos los prefacios, cartas al editor, opiniones de columna, misceláneas, conferencias y reseñas de libros.

Tabla 1. Revistas de SCImago Journal & Country Rank incluidas en este estudio


No.

Nombre (por orden alfabético)

1.

2.

3.



4.

5.

6.



7.

8.

9.



10.

11.


12.

13.


14.

15.


16.

17.


18.

19.


20.

21.


22.

23.


24.

25.


26.

27.


28.

Anatolia: An International Journal of Tourism and Hospitality Research

Annals of Tourism Research

Asia Pacific Journal of Tourism Research

Current Issues in Tourism

European Journal of Tourism Research

International Journal of Hospitality and Tourism Administration

International Journal of Tourism Research

Journal of Convention and Event Tourism

Journal of Ecotourism

Journal of Hospitality and Tourism Research

Journal of Hospitality, Leisure, Sports and Tourism Education

Journal of Human Resources in Hospitality and Tourism

Journal of Quality Assurance in Hospitality and Tourism

Journal of Sport and Tourism

Journal of Sustainable Tourism

Journal of Teaching in Travel and Tourism

Journal of Travel and Tourism Marketing

Journal of Tourism and Cultural Change

Scandinavian Journal of Hospitality and Tourism

Tourism and Hospitality Research

Tourism Economics

Tourism Geographies

Tourism in Marine Environments

Tourism Management

Tourism Planning and Development

Tourism, Culture and Communication.

Tourism

Tourismos



Fuente: elaboración propia.

Tabla 2. Revistas de REDALyC incluidas en este estudio (por orden alfabético)



No.

Nombre (por orden alfabético)

1.

2.

3.



4.

Cuaderno de Turismo

Cuaderno Virtual de Turismo

Estudios y Perspectivas en Turismo

PASOS. Revista de Turismo y Patrimonio Cultural



Fuente: elaboración propia.

Como resultado de la revisión fueron identificados un total de 34 artículos relacionados con la ecoinnovación y el turismo, los cuales fueron agrupados en cinco principales tópicos: a) percepción del consumidor hacia innovaciones ambientales; b) innovación ambiental organizativa; c) tecnologías ambientales d) productos y servicios ambientales y e) políticas públicas y fomento a la ecoinnovación (ver tabla 3).

Tabla 3. Artículos relacionados por categoría


Categoría

Número de artículos

Porcentaje %

Percepción del consumidor hacia innovaciones ambientales

12

35

Innovación ambiental organizativa

9

26

Tecnologías ambientales

5

15

Productos y servicios ambientales

4

12

Políticas públicas y fomento a la ecoinnovación

4

12

Total

34

100%

Fuente: elaboración propia.

  1. Percepción del consumidor hacia innovaciones ambientales

El tópico más abordado es el de la percepción que tiene el turista hacia las ecoinnovaciones implementadas por las empresas del sector turístico. Estos trabajos investigan las prácticas empresariales ambientalmente responsables mediante análisis de opinión, y actitud de los turistas hacia las innovaciones ambientales.

Se observa una estrecha relación entre la elección del destino de viaje y la elección de establecimientos hoteleros y restauranteros innovadores ambientalmente. También se asume que este tipo de turistas considera que las innovaciones son importantes y valiosas para su permanencia en el destino turístico de elección, sobre todo si la motivación de viaje se genera por el uso de servicios ambientales (Cahill, Marion et al., 2008; Kwan, Eagles et al, 2010; Andereck, 2009; Han, Hsu et al.; 2010).

También se distingue una relación entre la disposición a pagar por parte del turista al adquirir bienes y servicios producidos por empresas sustentables, y el nivel de ingresos; es decir, cuanto mayor es la retribución salarial de los turistas mayor es la inclinación de costear servicios ecológicos (Choi, Parsa et al., 2009; Schubert, Kandampully et al., 2010; Kwan, Eagles et al., 2010; Lee, Hsu et al. 2010; Barbera, 2012).

Asimismo, los visitantes consideran importante la protección de los recursos naturales mediante prácticas sencillas como la reutilización de toallas y el uso de productos reciclados y manifiestan estar dispuestos a aprender acerca de los actividades ambientales de estos establecimientos (Kim y Han, 2010).

Por último, se asume que una de las razones más importantes por la que los turistas deciden reservar en estos establecimientos de hospedaje es para obtener una sensación de bienestar y satisfacción por proteger la naturaleza.


  1. Innovación ambiental organizativa

La innovación organizativa es la introducción de métodos y sistemas de gestión para hacer frente a los problemas ambientales en los procesos de producción y operación del servicio. Ejemplo de éstos, son: los planes de prevención de la contaminación, los sistemas de gestión ambiental, las auditorías ambientales para hacer frente a los problemas de uso de materiales, energía, agua y residuos; y la cooperación entre las empresas con el fin evitar daños al medio ambiente a través de la cadena de valor (Kemp y Foxon, 2007).

En este segundo tópico abordado en las revistas, se encuentran tareas de promoción, adopción y uso de programas, sistemas y certificaciones respetuosas con la naturaleza. Dentro de las empresas de servicios turísticos, se identifican algunos aspectos influyentes en su comportamiento pro ambiental, y que son parte de la gestión, planificación y organización de las empresas; entre las más importantes innovaciones se encuentra el altruismo organizacional, donde los valores personales o ethos de los directivos guían el camino de la dimensión ambiental de las empresas; también se identifica una presión -aunque todavía débil- por parte de consumidores y grupos ecologistas para que la operación de los servicios se genere sin uso excesivo de recursos naturales ni contaminación; la adopción de marcos ecológicos atendiendo las regulaciones gubernamentales y las tecnologías amigables con la naturaleza son otro de los factores de innovación ambiental organizativos; finalmente los medios de comunicación, programas de capacitación y formación que permitan educar a los empleados y consumidores en las cuestiones ecológicas (Moscardo, 2008; Kasim, 2009; Maira y Jagoa, 2010; Dief y Font, 2010 y 2011; Smerecnika y Andersena, 2011; Kim, Palakurthi y Murat, 2012).

Para que las empresas turísticas generen estas ecoinnovaciones organizativas constantemente hacen frente a algunas barreras como: los elevados costos financieros, la falta de tiempo, la incapacidad de los proveedores o suministros adecuados, la inadecuada gestión de los recursos, la dificultad de llevarlos a la práctica por la falta de conocimiento técnico para su implantación, y que en ocasiones se tienen que contratar personas especializadas y la molestia que se puede generar entre los empleados, ya que representa mayor trabajo para el personal, aprendizaje de nuevos procesos y asistencia a cursos de capacitación (Vargas, Zizumbo et al., 2011; Mair y Laing, 2012).

Y es precisamente la gestión de los recursos humanos uno de los elementos claves para la generación de ecoinnovación, pues además de integrar la educación ambiental se tiene que trabajar en todo un cambio de cultura organizacional a favor de la biodiversidad para su óptimo desempeño; pero también evaluando las diversas estrategias que se van implementando para la sensibilización de los empleados en relación al comportamiento verde (Bohdanowicz, Zientara et al., 2011; Mihalic, Žabkar et al., 2012). Por ello se deduce que la ecoinnovación más importante dentro de la estructura organizativa de las empresas turísticas es la adopción de una estrategia y/o plan de gestión ambiental.



  1. Tecnologías ambientales

Las tecnologías son consideradas como una herramienta clave para hacer frente a los desafíos ambientales a los que se enfrenta el turismo. Las tecnologías ambientales, también conocidas como eco tecnologías, orientan su utilización hacia la producción de energías limpias, además de considerar la gestión de energía y los hábitos de reciclaje como un factor de óptimo desempeño dentro de las empresas.

En este apartado se incluyen trabajos sobre aplicación de tecnologías menos contaminantes y de tecnologías para el control de la contaminación, resultando ser las más utilizadas las tecnologías para tratamiento de aguas residuales en establecimientos de hospedaje. Con ello se derivan el ahorro de costos y el aumento de la conciencia ambiental en las empresas turísticas (Dodds y Holmes, 2010; Nelson, 2010; Farahani y Subhi, 2011).

Cabe destacar que los establecimientos de hospedaje tienen un inmenso potencial para la incorporación de medidas de eficiencia energética y para la utilización de fuentes de energía renovables. Hasta el momento, se ha demostrado un verdadero compromiso por hacer mejoras en el tipo y cantidad de energía que utiliza –suministro y distribución-, incluidas las energías alternativas; tal es el caso del uso de la energía solar en las habitaciones de los hoteles para limitar el impacto del turismo sobre el calentamiento global y el cambio climático (Chan, Mak et al., 2008; Gössling y Hall, 2008; Nelson, 2010).

Así, se pone de manifiesto el uso de tecnologías en la empresa turística, enfatizando aún más que las ecotecnologías pueden ser un importante instrumento para conservar el ambiente a través de diversas soluciones ecológicas como el control y limpieza de la contaminación; energías verdes y de suministro de agua.



  1. Productos y servicios ambientales

Otro tópico abordado es el de productos y servicios ambientales que ofrecen beneficios a partir de nuevos y mejorados procesos de producción y operación. En este se engloba la gestión y acumulación de residuos peligrosos, reciclaje de materiales (plásticos, cartón, solventes y otros productos químicos), y la construcción y adaptación de instalaciones y edificaciones ecológicas. Se observa que el carácter dinámico de las empresas por el uso de productos y servicios ecológicos atiende distintas dimensiones, que van desde el ecodiseño de edificios y las estrategias de desarrollo para la infraestructura hasta el consumo de energías renovables –para la disminución de emisiones de gases de efecto invernadero-, todo ello bajo una planificación sustentable de los destinos emergentes (Kelly y Williams, 2007).

De manera particular las empresas turísticas poco han incursionado en ofrecer productos y servicios ambientales, la gran mayoría lo ha realizado a partir de la gestión de desechos sólidos y el tratamiento del agua, no obstante algunos hoteles llevan a cabo programas de emergencia para su personal y huéspedes. Más bien se encuentran en la etapa de demanda de consultoría y capacitación, así como de equipos de tratamiento de basura, productos químicos y procesamiento de sedimentos. Los resultados revelan que la mayoría de los pequeños establecimientos turísticos son altamente dependientes del relleno sanitario para la disposición de residuos sólidos (Radwan, Jones et al. 2012).

Por último, dentro de los servicios ambientales identificados en la literatura está el diseño de vías o senderos verdes como sistemas de comunicación alternativos entre el destino turístico y la naturaleza, lo que ayuda a ejercer un turismo más sustentable. Estos trabajos ponen de manifiesto el potencial de las vías verdes como estrategia para un turismo bajo en carbono (Mundet, 2010; Weaver, 2012).


  1. Políticas públicas

A la par con los productos y servicios ambientales aparecen las políticas públicas, definidas como las acciones de gobierno que buscan dar respuesta a las diversas demandas de la sociedad en materia de fomento a la ecoinnovación. Así se expone la visión de cómo las autoridades, planificadores o gestores de políticas públicas implicados en el desarrollo de los destinos turísticos diseñan, manejan y toman decisiones acerca de las oportunidades que ofrecen las ecoinnovaciones, y de qué manera contribuyen a crear nuevos instrumentos de apoyo que permitan a las empresas una mayor eficiencia en el uso de los recursos naturales.

Asimismo se menciona el diseño de instrumentos –programas, fondos, planes- que fomentan este tipo de innovaciones, ejemplo de ello son el Plan de Actuación a favor de las Tecnologías Ambientales dentro del Programa Marco para la Innovación y la Competitividad o el Plan de Acción sobre Eco-innovación (Eco-AP) –ambos de la Unión Europea- (Hjalager, 2010; Dredge, Ford et al., 2011; Law, Lacy et al. 2012).



Conclusiones

En este artículo se revisa el uso de ecoinnovaciones en el sector turístico durante los últimos años. Se permite a los lectores en general, a los especialistas en materia de turismo así como a los administradores de estas empresas entender mejor los resultados de la investigación y de las mejores prácticas de gestión de la ecoinnovación en este campo del turismo. Tras analizar el contenido de 34 artículos, la percepción del consumidor hacia las innovaciones ambientales juega un papel importante para el turismo. Esto es evidente ya que aproximadamente una tercera parte de los artículos incluidos en el artículo están relacionados con el tema en cuestión.

Las innovaciones ambientales y su repercusión sobre los ingresos de las empresas prestadoras de servicios turísticos se encuentran vinculados a factores como la calidad y satisfacción del turista al recibir el servicio, y las preferencias de los consumidores que determinan la opción de compra. No obstante se deja claro que la demanda turística para poder ejercer una motivación hacia la adopción de ecoinnovaciones tiene que saber identificar y evaluar los factores que se integran en una gestión ambiental, lo que muchas veces no se da en la realidad pues los turistas difícilmente pueden reconocer estos elementos en los establecimientos turísticos –ya sean de hospedaje o alimentación- y aunque se asegura que la apreciación por parte de los turistas está soportada en las certificaciones ambientales que ostentan estas empresas, otros estudios han evidenciado que los turistas apenas los conocen (Vargas, 2011), la misma investigación manifiesta que poseer una certificación ambiental se mantiene por debajo del precio y la calidad en el servicio en la determinación de compra del servicio hotelero.

Por otra parte, el número de estudios que se relacionan con los productos y servicios ambientales así como las políticas públicas que fomentan la ecoinnovación es relativamente pequeño en comparación con las otras demás categorías. En particular, sólo cuatro artículos discuten las políticas públicas en materia de ecoinnovación y de productos y servicios para el cuidado del ambiente.

Así, el entorno de la ecoinnovación es impulsado, crucialmente, por la percepción del consumidor hacia las ecoinnovaciones implementadas en las empresas prestadoras de servicios turísticos; siendo la presión de los turistas lo que estimula a las empresas a innovar ambientalmente. Como resultado de la investigación, el segundo tópico planteado es la innovación organizativa ambiental; siendo esencial en los procesos para la toma de decisiones de alto nivel y para la gestión estratégica de la empresa.

Después de un cuidadoso análisis, en tercer lugar, se incorporan las tecnologías verdes como parte de un proceso para apoyar a las empresas a maximizar su potencial y reducir los impactos de la tecnología al ambiente.

Cabe destacar que la sustentabilidad representa un reto para el sector turístico, ya que este nuevo paradigma implica que las empresas cambien sus prácticas habituales de operar por prácticas menos dañinas para la naturaleza. Es imperativa la búsqueda de la sustentabilidad en el turismo a través de empresas que sienten sus bases sobre la conservación de los recursos naturales. En este sentido, los operadores turísticos necesitan comprender que la ecoinnovación puede resultar en beneficios para todos los actores involucrados en la prestación del servicio y que puede crear una fuerte diferenciación de sus productos.

Empero lograr una amplia aceptación de la ecoinnovación requiere de un enfoque sistemático e implica nuevas formas de examinar las cuestiones empresariales. Infaliblemente, la ecoinnovación debe observarse como un área de oportunidad para las empresas, ya que debe vislumbrarse como una estrategia que fomenta el desarrollo de mejores prácticas que den lugar a la sustentabilidad en el turismo.

Como puede observarse, aún no existen suficientes trabajos de investigación que aborden la problemática de la ecoinnovación en el ámbito turístico. En el caso Latinoamericano –incluido México- la investigación sobre el tema en cuestión apenas comienza.

Bibliografía

Agencia Ejecutiva para la Competitividad y la Innovación, 2010. La nueva iniciativa de eco-innovación. Disponible en: http://ec.europa.eu/environment/eco-innovation/files/docs/infod/2010/nat_info_day10_es.pdf. Fecha de acceso: 20 de octubre de 2012.

Aguiló, E., Alegre, J. y Sard M., 2005. The Persistence of the Sun and Sand Tourism Model. Hamilton, Tourism Management 26 (2): 219–231.

Ayneto, J., 2010. ¿Por qué no innovan las empresas? IDOM Ingeniería y Sistemas. Disponible en: www.innocamaras.org/metaspace/file/45074.pdf. Fecha de acceso: 30 de abril de 2013.

Ayneto, J. y Martell, A., 2013. ¿Por qué innovan las empresas? IDOM Ingeniería y Sistemas. Disponible en: http://www.idom.com/es/download_publication/22/. Fecha de acceso: 13 de abril de 2013.

Azcura, M. y De la Fuente, A., 2012. Uso racional del agua en establecimientos Hoteleros, según las buenas prácticas ambientales. Estudio de caso: ciudad capital de la rioja – argentina. Revista de investigación en turismo y desarrollo local 5 (12).

Barbera, N. (2012). Consumers' Intention to Purchase Environmentally Friendly Wines: A Segmentation Approach. International Journal of Hospitality and Tourism Administration 13 (1): 26-47.

Berthon, P., Hulbert, J. y Pitt, L. (2004). Innovation or customer orientation? An empirical investigation. European Journal of Marketing 38: 1065-1090.

Bogotá emprende (2010). ¿Qué es innovación y cómo innovan las empresas?

Bohdanowicz, P., Zientara, P. y Novotna, E. (2011). International hotel chains and environmental protection: an analysis of Hilton's we care! programme (Europe, 2006–2008). Journal of Sustainable Tourism 19: 797-816.

Castro, F. y Delgado, M. (2010). “Innovación Tecnológica, Estrategia Corporativa y Competitividad en la Industria Cubana”.

Comisión Europea (2012). Plan de acción sobre ecoinnovación. Disponible en: http://ec.europa.eu/environment/ecoap/about-eco-innovation/index_es.htm. Fecha de acceso: 9 de noviembre de 2012.

Dávila, C. (2010). Eco-innovación e intermediación para La gestión de calentadores solares de agua en la vivienda de la ciudad de México. Tesis de Maestría, IPN.

Dodds, R. y Holmes, M. (2010). Sustainability in Canadian B&Bs: comparing the east versus west. International Journal of Tourism Research 13 (5): 482–495.

Dredge, D., Ford, E. y Whitford, M. (2011). Managing local tourism: Building sustainable tourism management practices across local government divides. Tourism and Hospitality Research 11: 101-116.

Drucker, P. (1985). La Innovación y el empresario innovador. Ed. Edhasa.

Drumm, A., Barr, R., Alcoba, J. y McComb, J. (2010). Chapter 9. Tourism. United Nations Development Programme.

Ecoinnovation Observatory (2012). The Eco-Innovation Observatory. Disponible en: www.eco-innovation.eu. Fecha de acceso: 9 de noviembre de 2012.

Dief, M. y Font, X. (2010). Determinants of Environmental Management in the Red Sea Hotels: Personal and Organizational Values and Contextual Variables. Journal of Hospitality & Tourism Research. Occasional Paper, Num. 17: 1-30.

Dief, M. y Font, X. (2010b). The determinants of hotels’ marketing managers’ green marketing behavior. Journal of Sustainable Tourism 18 (2): 157–174.

Farahani, B. Subhi, J. (2011). Tourism as a Victim of Climate Change, Adaptation and Mitigation: Case of Malaysia as a Vulnerable Destination. ASEAN Journal on Hospitality and Tourism 9 (2): 1-8.

Fussler, C. y James, P. (1996). Driving EcoInnovation: A Breakthrough Discipline for Innovation and Sustainability. London: Pitman Publishing.

Gil, A. y Luis, C. (2011). La innovación centrada en el cliente utilizando el modelo de inferencias en una estrategia CRM. Investigaciones Europeas de Dirección y Economía de la Empresa 17 (2): 15-32.

Gómez, c., Barrón, K. y Moreno, L. (2011). Crecimiento Económico y Medio Ambiente en México. El Trimestre Económico 3 (311): 547-582.

González, M. y León, C. (2001). The adoption of environmental innovations in the hotel industry of Gran Canaria. Tourism Economics 7 (2).

Hjalager, A. (2010). Regional Innovation Systems: The Case of Angling Tourism. Tourism Geographies 12 (2): 192-216.

Hunter, C. (2002). “Sustainable tourism and the touristic ecological footprint”. Environment, Development & Sustainability 4: 7–20.

Hunter, c. y Shaw, J. (2007). “The ecological footprint as a key indicator of sustainable tourism”. Tourism Management, Núm. 28: 46-57.

Isunza, G. y Dávila, C. (2009). Oportunidades y desafíos de los programas de vivienda sustentable: la experiencia de la ciudad de México. Revista Mundo Siglo XXI 6 (21): 63-72.

Isunza, G. y Gil, J. (2011). Ecoinnovación para la vivienda en México. IPN, pp. 131-156.

Jung, A., Pascale, R. y Camacho, M. (2008). ¿Cómo innovan las empresas exitosas? Instituto de Competitividad, Universidad Católica del Uruguay.

Kim, Y. y Han, H. (2010). Intention to pay conventional –hotel prices at a green hotel– a modification of the theory of planned behavior. Journal of Sustainable Tourism 18 (8): 997-1014.

Kim, Y., Palakurthi, R. y Murat, H. (2012). The Environmentally Friendly Programs in Hotels and Customers' Intention to Stay: An Online Survey Approach. International Journal of Hospitality and Tourism Administration 13 (3): 195-214.

Law, A., De Lacy, T., McGrath, M., Whitelaw, P., Lipman, G. y Buckley, G. (2012). Towards a green economy decision support system for tourism destinations. Journal of Sustainable Tourism 20 (6): 823-843.

Lee, J., Hsu, L., Han, H. y Kim, Y. (2010). Understanding how consumers view green hotels: how a hotel's green image can influence behavioural intentions. Journal of Sustainable Tourism. 18: 901-914.

Mair, J. y Laing, J. (2012). The greening of music festivals: motivations, barriers and outcomes. Applying the Mair and Jago model. Journal of Sustainable Tourism 20: 683-700.

Maira, J. y Jagoa, L. (2010). The development of a conceptual model of greening in the business events tourism sector 18: 77-94.

Masera, D. (2002). Turismo y ambiente. IX Reunión de la Comisión de Turismo del Parlantino, Cuba.

Mihalic, T., Žabkar, V. y Kneževic, L. (2012). A hotel sustainability business model: evidence from Slovenia. Journal of Sustainable Tourism 20: 701-719.

Miret, L., Segarra, M. y Peiró, A. (2011). “How to rate Ecoinnovation? A tourism sector indicator´s analysis”. Tec Empresarial 5 (2): 15-25.

Mulet, J. (2005). La innovación, concepto e importancia económica. Sexto Congreso de Economía de Navarra, España.

Mundet, L. (2010). Greenways: a sustainable leisure experience concept for both communities and tourists. Journal of Sustainable Tourism 18 (5): 657-674.

Namasivayam, K., Enz, C. y Siguaw, J. (2000). How wired are we? The selection and use of new technology in U.S. Hotels. Cornell Hotel and Restaurant Administration Quarterly 41 (6): 40-48.

Nelson, V. (2010). Investigating Energy Issues in Dominica's Accommodations. Tourism and Hospitality Research 10 (4): 345-358.

Orduna, F. (2006).Turismo, patrimonio natural y medio ambiente. Revista de desarrollo rural y cooperativismo agrario. Núm. 4.

Peiró, A., Segarra, M., Miret, L. y Verma, R. (2011). Eco-innovation attitude and industry’s technological level - an important key for promoting efficient vertical policies 10 (12): 1893-1901.

Pérez, M. (2004). Manual del turismo sostenible. Ed. Grupo mundi-prensa México.

Pikkemaat, B. y Weiermair, .K. (2011). Innovation through Cooperation in Destinations: First Results of an Empirical Study in Austria. Anatolia: An International Journal of Tourism and Hospitality Research 18: 67-83.

Puhakka, R. y Siikamäkia, P. (2012). Nature tourists’ response to ecolabels in Oulanka PAN Park, Finland. Journal of Ecotourism 11 (1): 56-73.

Radwan, H., Jones, E. y Minoli, D. (2012). Solid waste management in small hotels: a comparison of green and non-green small hotels in Wales. Journal of Sustainable Tourism 20 (5): 533-550.

Rawat, L., Maikhuri, R., Negi, B., Bahuguna, A., Rao, K., Agarwal, S. and Sexena, K. (2010). “Managing natural resources with eco-friendly technologies for sustainable rural development: a case of Garhwal Himalaya”. International Journal of Sustainable Development & World Ecology 17 (5): 423–430.

Rubio, M. (2004). Enfoques innovadores dirigidos al cliente: estudios de casos. Revista Madri+d, Núm. 24.

Salazar, N. (2006). Antropología del turismo en países en desarrollo: análisis crítico de las culturas, poderes e identidades generados por el turismo. Revista Tabula Rasa. Bogotá - Colombia, Núm.5: 99-128.

Schubert, F., Kandampully, J., Solnet, D. y Kralj, A. (2010). Exploring Consumer Perceptions of Green Restaurants in the US. Tourism and Hospitality Research 10 (4): 286–300.

SCImago Journal & Country Rank (2013). Journal Rankings.

Siguaw, J., Simpson, P. y Enz, C. (2006). Conceptualizing innovation orientation: A framework for study and integration of innovation research. Journal of Product Innovation Management 23 (6): 556-574.

Simpson, P., Siguaw, J. y Enz, C. (2006). Innovation orientation outcomes: The good and the bad. Journal of Business Research. Núm. 59: 1133-1141.

Smerecnika, K. y Andersena, P. (2011). The diffusion of environmental sustainability innovations in North American hotels and ski resorts. Journal of Sustainable Tourism 19: 171-196.

Unión Europea (2010). Más inteligente y más limpio. Consumo y producción sostenibles. Luxemburgo.

Vargas, E., Zizumbo, L. y Viesca, F. (2011). “Turismo y ambiente. Un estudio de los comportamientos ambientales en el sector hotelero de Cancún, en David Juárez (Ed.) Turismo, economía y medio ambiente. Madrid: Editorial Académica Española, 123-147.

Vargas, E., Castillo, M. y Viesca, F. (2013). Ending a Touristic Destination in Four Decades: Cancun’s Creation, Peak and Agony. International Journal of Humanities and Social Science 3 (8): 16-26.

Weaver, D. (2012). Organic, incremental and induced paths to sustainable mass tourism convergence. Tourism Management 33 (5): 1030-1037.



1 Enviar correspondencia a: Judith Alejandra Velázquez Castro Facultad de Turismo y Gastronomía, Universidad Autónoma del Estado de México. Cerro de Coatepec s/n Ciudad Universitaria, Toluca, Estado de México (México). Tel.: 52 01 722 215 1333. Ext.: 126. Email: judithalejandra666@gmail.com



Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©odont.info 2017
enviar mensaje

    Página principal